El empresariado del biocombustible, sobre todo el del biodiesel pero también los del bioetanol de caña de azúcar y de maíz, están exigiendo un marco de previsibilidad en las políticas que ejecute el Ministerio de Energía. Hay muchos rumores dando vueltas.

Es por eso que a mediados del mes pasado, gobernadores de Santa Fe, Salta, Córdoba y Tucumán, provincias que concentran buena parte de la producción local de biocombustibles, se reunieron para conformar la ‘Liga Bioenergética’, espacio que intenta copiar el modelo de jurisdicciones mineras o petroleras, uniéndose en defensa del nicho.

Para mediados de esta semana, los gobernadores tienen en agenda una reunión con Javier Iguacel, el ministro de Energía de la Nación.

Los temas más importantes girarán en torno a la publicación de la tabla de precios mensual, que el mes pasado se demoró 15 días y empezaron a correr rumores de que iban a congelarse. Por otro lado, se discutirá sobre la posibilidad de que se desregule la mitad del mercado del biodiesel, una medida que tiene en mente el ministro Iguacel.

Para hablar sobre ambos temas, Energía Estratégica dialogó con Federico Pucciariello, presidente de la empresa “Albardón Bio”, perteneciente a la Cámara de Empresas Pymes Regionales Elaboradores de Biocombustibles (CEPREB), quien confía: “hay una incertidumbre atroz en el mercado”.

Lea también: «‘Liga Bioenergética’: Provincias manifiestan preocupación ante la falta de planificación del Gobierno nacional»

El empresario resalta que la próxima publicación de precios, para el mes de septiembre, deberá “publicarse a un precio corregido, con un dólar actualizado”. “La industria hoy, en estas circunstancias, no puede entregar biocombustible”, manifiesta e indica que las aceiteras les han informado que no venderán más aceite de soja hasta que se estabilice el dólar.

“El precio –actual- publicado por el Ministerio de Energía se realizó en base a un dólar a 27,4 pesos”, explica Pucciariello en referencia al valor del biodiesel de agosto. Y advierte que si consiguieran el aceite “el negocio es inviable”: “estamos comprando un commodities en dólares y estamos vendiendo a las petroleras a 45 días en pesos”, señala.

Al respecto de la posibilidad de que se desregule el 50 por ciento del mercado, es decir, que del porcentaje -10 por ciento- del cupo de corte que los industriales del biodiesel entregan para que se corte con gasoil, la mitad -un 5 por ciento- compita en el mercado, el titular de Albardón Bio asegura que “eso generará la destrucción del sector pyme”.

Argumenta que ninguno de los pequeños y medianos industriales puede competir con los grandes porque los primeros no fabrican el aceite de soja, mientras los segundos sí. “Nosotros queremos competir e invertimos para ser competitivos pero no queremos que se confunda libre mercado con competencia desleal”, se queja el empresario.