Es evidente que una de las pocas coincidencias que se pueden encontrar entre el gobierno de Mauricio Macri y el de la gestión anterior, de Cristina Kirchner, es la intención de que Argentina diversifique su matriz energética mediante el aprovechamiento de sus recursos naturales renovables.

Hacia el final del mandato de la ex presidenta, se promulgó la Ley N°27.191, de Energías Renovables, que anteriormente fue sancionada con amplio apoyo de las diferentes fuerzas políticas en el Congreso. Meses después, el 31 de marzo del 2016, la actual gestión reglamentó la ley.

Gracias a este proceso están desarrollándose casi dos centenas de proyectos de energías renovables por más de 6.000 MW. De esta potente masa, 15 emprendimientos ya han ingresado en operación comercial.

El puntapié inicial lo dio el 22 de julio del 2017 la central de biogás Río Cuarto 1, de 2 MW de potencia.

Hoy existen otras tres plantas de biogás que están inyectando energía limpia al Sistema Argentino de Interconexión. Se trata de Río Cuarto 2, de 1,2 MW; Yanquetruz, de 1,2 MW; y San Pedro Verde, de 1.4 MW. Los cuatro proyectos fueron adjudicados durante la Ronda 1 del Programa RenovAr.

Bajo el paraguas de este plan de gobierno también funcionan tres parques solares, todos adjudicados en la Ronda 1.5.

Se trata de Caldenes del Oeste, de 24,75 MW; La Cumbre, de 22 MW; y Las Lomitas, de 1,7 MW, que el próximo miércoles, a las 10.30 horas, se estará inaugurando formalmente en San Juan, donde fue emplazado. Participarán funcionarios de gobierno.

Por otro lado, entre otros proyectos que ya están vendiéndole energía limpia al Estado argentino se encuentra el del magnate inglés Joseph Lewis, propietario del espectacular lago Escondido, ubicado en Río Negro. Allí el empresario tiene un proyecto mini hidroeléctrico denominado Rio Escondido, de 7 MW, que adjudicó en la Ronda 1.

En lo que respecta a biomasa, el aserradero misionero Pindó, desde agosto del año pasado tiene su proyecto en funcionamiento, llamado Pincó Eco, de 2 MW.

Del mismo modo, la empresa cordobesa abocada a la producción de maní, Prodeman, puso en marcha su proyecto Prodeman Bioenergía, de 9 MW, que funciona justamente con cáscara de maní proveniente de su actividad.

Lea también: «Se firmaron tres nuevos contratos de la Ronda 2 por 300 MW y aún restan hacerlo otros 20 proyectos»

Lo llamativo de este emprendimiento es que fue el primero de la Ronda 2 en entrar en operación comercial, en mayo pasado. Cabe destacar que aún existen 20 proyectos adjudicados durante esa licitación que ni siquiera han firmado sus respectivos contratos de abastecimiento de energía (PPA, por sus siglas en inglés).

Finalmente el rubro eólico, donde están los emprendimientos de mayor peso. De la Ronda 1, ya han entrado en operación comercial el parque de Central Puerto, La Castellana, de 99 MW, y el de Pampa Energía, Corti, de 100 MW.

De la Ronda 1.5, hizo lo propio otro proyecto de Central Puerto, Achiras, de 48 MW, ubicado en Córdoba. Este parque eólico tiene la particularidad de ser el primero en funcionar en la región Centro del país.

Finalmente pueden destacarse dos emprendimientos eólicos que no han avanzado bajo el Programa RenovAr sino vía el Mercado a Término de Energías Renovables (MATER), otro de los mecanismos que propone la Ley 27.191. Consiste en comercializar la energía limpia producida no con el Estado sino con Grandes Usuarios del Mercado Eléctrico Mayorista.

Se trata del Parque Eólico de Rawson III, de 24 MW, una ampliación del mítico Rawson de 77,4 MW que desarrolló Genneia para este modelo de negocio.

Por otra parte, se encuentra la central Manantiales Behr de YPF, la cual se ha inaugurado el miércoles pasado con la presencia de Macri. El proyecto tiene 50 MW pero proyecta ampliarse a 100 MW.

En suma, estos 15 emprendimientos totalizan 393,25 MW.

Según informó la Subsecretaría de Energías Renovables de la Nación a fines de septiembre, ya han ingresado en etapa de construcción otros 81 proyectos de energías renovables por 3.051,065 MW de potencia, los cuales motivan inversiones por 4.430 millones de dólares.