PR100: Puerto Rico confirma que logrará el 100% de energía renovable al 2050

Los resultados que arroja el informe final de PR100 señalan que es posible una transición energética que permita que el archipiélago puertorriqueño sea full renovable y resiliente.

El Departamento de Energía (DOE) de los Estados Unidos, el Laboratorio Nacional de Energías Renovables (NREL) y la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA)  realizaron una presentación de los resultados finales del Estudio de Resiliencia de la Red Eléctrica de Puerto Rico y Transiciones a Energía 100% Renovable (PR100) y las conclusiones a las que se llegaron son prometedoras.

«El 100% de energía renovable es posible para Puerto Rico», aseguró Jennifer Granholm, secretaria de Energía de los Estados Unidos.

Durante su participación en el evento, la secretaria Granholm sostuvo que colectivamente hay una fe robusta para hacer que el proceso de transición energética se encamine a lograr las metas del 40% al final del año 2025, que «va a ser bien difícil y va a requerir mucho trabajo», y el objetivo final del 100% al 2050, que deberá alcanzarse sin representar un impacto negativo a clientes puertorriqueños.

«El sector energético es una de nuestras más altas prioridades y es esencial para nuestro desarrollo socioeconómico. Consistente con nuestra política pública, el estudio PR100 va a apoyar nuestras acciones para continuar integrando todos los diferentes esfuerzos que estamos llevando a cabo, incluyendo la promoción de sistemas solares residenciales, proyectos de energías renovables de escala industrial, microrredes y almacenamiento de energía, con miras a lograr las metas de que nuestra generación energética provenga de fuentes renovables», añadió Pedro Pierluisi, gobernador de Puerto Rico.

Según el gobernador Pierluisi, las metas establecidas en la Ley de Política Pública Energética de Puerto Rico (Ley 17) para que Puerto Rico cubra sus necesidades eléctricas con energía 100% renovable para el año 2050 son «alcanzables» pero que «para lograrlo, se requieren acciones prudentes y estratégicas».

En tal sentido, Puerto Rico avanza a paso firme en la transición energética y, de acuerdo con el gobernador, las renovables van en sincero crecimiento. Es de destacar que a la fecha Puerto Rico cuenta con más de 110,000 sistemas solares individuales integrados a la red eléctrica y este número sigue creciendo a razón de 4.000 sistemas adicionales por mes; y a eso se le puede añadir las 9.000 residencias reconstruidas con sistema solares y baterías, las 1500 pymes que están en proceso de instalar sistema solares y los 15.000 sistemas solares adicionales que serán instalados con fondos de placas fotovoltaicas y baterías que están financiados por el Departamento de Energía federal. Así mismo, mediante la Ley número 10 de este año se ha extendido el programa de medición neta hasta el 2030 para facilitar la generación distribuida en nuestra isla abriendo nuevas oportunidades para instalaciones de pequeña escala.

Además, el Negociado de Energía de Puerto Rico ya ha aprobado los acuerdos y el reglamento necesario para el transbordo de energía en las redes eléctricas, ya se ha implantado el programa de respuesta a la demanda con baterías, se maximizó el uso de baterías de sistemas individuales para apoyar el sistema energético en las horas de demanda pico y por otro lado se está avanzando en la reconstrucción de la red eléctrica y las mejoras a las plantas generatrices, registrándose 170 proyectos en construcción o en subasta y 23 ya están completados.

En cuanto a proyectos de energía renovables de escala industrial, Puerto Rico cuenta con 200 MW de generación disponibles ahora mismo y se prevé tener un mínimo de 800 MW adicionales en producción para el fin del año que viene. Es importante indicar que estos proyectos estarán complementados con baterías capaces de almacenar 350 MW.

Sumado a aquello y en respuesta a la preocupación por ocupar terrenos agroproductivos, desde el gobierno estarán propiciando proyectos agrovoltaicos que conlleven sistemas de irrigación junto a placas solares y baterías, que mejoren la productividad de las fincas agrícolas.

En línea con aquello, entre los datos más reveladores del estudio, se identificaron terrenos disponibles para desarrollar entre 18 GW a 44 GW sin usar terrenos agrícolas y áreas protegidas. Por lo que las energías renovables contarán con más oportunidades en esta y la próxima década para integrarse en Puerto Rico.

«Múltiples iniciativas que forman parte de nuestra estrategia integrada permitirán lograr la transformación energética. Estos esfuerzos permitirán contar con cerca de 2000 MW de generación de energía renovable en el sistema de electricidad para fines de 2025, incluyendo la generación provista por los sistemas solares individuales, esto es sin duda un avance significativo hacia la transformación de nuestro sistema eléctrico», concluyó Pedro Pierluisi, gobernador de Puerto Rico.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *