El Primer Taller de Trabajo de la Estrategia de Generación Distribuida de Panamá recibió invitados de lujo. Entre ellos se destacó la ponencia magistral de Marcelino Madrigal, especialista principal de Energía del BID, referida a las nuevas oportunidades en el segmento de generación distribuida.  

Allí, Madrigal se refirió a la implementación de nuevos modelos de negocios para este segmento de generación en Latinoamérica y privilegió mencionar a aquellos que permiten “innovar poniendo al usuario en el centro”. Por lo cual, destacó alternativas tales como la generación distribuida colectiva,  la generación distribuida “merchant” y la generación distribuida con agregadores. 

“Estas innovaciones en generación distribuida son como low hanging fruit a las que se puede acceder muy fácilmente con regulación sencilla y que se puede articular”

Para justificarlo, inició siendo autoreferencial para el caso de generación distribuida colectiva. Su ejemplo estuvo dirigido a un escenario que ya es posible en países como Estados Unidos donde en su caso, ya puede garantizarse una cobertura de suministro eléctrico “limpio” mediante su participación en una “granja solar comunitaria” en Washington DC que trabaja con un esquema de neteo por US$62.65 aproximado y un pago adicional a su distribuidora por los servicios de red calculados en unos US$19.65 y US$16.66. Esto mismo podría ser trasladado a otros mercados, ajustando el marco regulatorio a las particularidades de las redes y distribuidora local. 

Por otra parte, sobre la generación distribuida de mercado, experto del BID repasó que en México ya son posibles las pequeñas instalaciones con acceso al mercado mayorista a las que se les garantizan procedimientos simplificados. Estas ingresan a vender en el spot, mediante el distribuidor que las termina por representar en el mercado mayorista respetando un esquema de venta total a precio marginal local. Esta alternativa también podría ser replicada en el resto de la región al sumar nuevas consideraciones a la regulación vigente.

Finalmente, sobre la generación distribuida con agregadores, definió: “un agregador es un agente nuevo en la estructura del mercado a la que se le permite, con tecnología de la información, agregar los recursos y localizarlos en el mercado para vender: potencia, frecuencia o reducción de demanda”.

“Lo único que requiere este tipo de esquemas es medición inteligente en tiempo real y las reglas que le permitan ir al mercado a vender los diferentes servicios que existan en cada mercado”.  

Durante su ponencia, agregó que al impulsar el desarrollo de este nuevo agente se lograrían tres principales ventajas: 

-ayudar con el balanceo del sistema: aporte de capacidad, control de la demanda, entre otros

-valor agregado a consumidores y reducción de la factura eléctrica

-valor agregado a los recursos distribuidos como: paneles, baterías y coches eléctricos 

Fuente: IRENA