Longi busca que el 100% de sus módulos provengan de energías renovables para el 2030

La multinacional china planteó su ambiciosa meta de descarbonizar su producción y, al mismo tiempo, seguir incrementando la eficiencia de sus innovaciones tanto a nivel generación distribuida como utility scale.


Gabriela Francovigh

Por

gabriela.francovigh@energiaestrategica.com

Fabricantes líderes en energía solar y autoridades políticas debatieron sobre las últimas tendencias tecnológicas que son furor en Latinoamérica durante el mega evento “Latam Future Energy: Mexico, Central America And The Caribbean Renewable Energy Summit”, realizado en República Dominicana.

Tras participar del panel “Innovación constructiva y desarrollo tecnológico como aliados de la competitividad del sector solar”, Rodrigo Sotelo, Sr. Sales Manager México y República Dominicana, habló en exclusiva con Energía Estratégica, sobre los retos planteados por la multinacional líder en la fabricación de módulos solares.

“Para el 2030, buscamos que el 100% de la producción de nuestros módulos provenga de soluciones de suministro energético de fuentes renovables. Estamos comprometidos en crear soluciones que cumplan con los criterios ESG”, destacó. 

“Mientras avanzamos con esta tendencia, queremos aumentar la eficiencias de los módulos, sin incrementar el tamaño. Buscamos trabajar con celdas M10 de 182 milímetros. Nuestro objetivo es fortalecer esas mismas sinergias con los portafolios en potencias de salida de 410, 510 MW, principalmente en la tecnología Back Contact”, agregó.

De acuerdo al portavoz de la firma, su producción está enfocada tanto en generación distribuida comercial e industrial, como en proyectos de gran escala: “Es nuestra filosofía tener un crecimiento y desarrollo de innovación en diferentes arquitecturas para cada uno de los mercados”. 

Además de las tecnologías fotovoltaicas, Sotelo destacó otras vías de negocio vinculadas al hidrógeno: “Contamos ya con un electrolizador para volver más atractivos los proyectos de energía solar y buscar otro tipo de productos”, 

“Si bien la industria del hidrógeno verde no está tan madura en algunos países de la región, en los próximos años sí lo estará. Estamos convencidos que en un futuro volverán más eficientes a los activos que ya están operando”, añadió.

Gran apetito por México y República Dominicana

Aunque reconoció que el desarrollo de proyectos en México se encuentra en “stand by”, hizo público su interés por participar en el Plan Sonora, megaproyecto que integrará la planta de energía solar más grande de América Latina.

“En la etapa final de este parque solar de 2 mil hectáreas, se propone obtener una capacidad de 1 GW, en diferentes fases. Estamos trabajando fuertemente para lograr participar en esas fases del Plan Sonora”, enfatizó.

A su vez, Sotelo destacó que en México hay muchos proyectos que están “ready to build” pero se encuentran a la espera de que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) libere los permisos.

“Existen 4.2 GW de proyectos detenidos porque se les han negado los permisos. Solo 440 MW están habilitados para iniciar construcción. Hay una diferencia abismal entre los proyectos que tienen permisos y los que no”, advirtió.

“Si bien está empezando a caminar, no avanza como nos gustaría a muchos. Hay posibilidades y oportunidades en México pero vamos muy lento en términos de descarbonización”, reconoció el experto.

Por otro lado, resaltó las ventajas que tiene el país donde se realizó el evento: “República Dominicana es un mercado que va creciendo año a año. Vemos que a comparación de México, el gobierno trabaja de la mano con empresas privadas. Incluso las responsabilidades de los assets son compartidas. Eso hace que el mismo sistema sea mucho más eficiente y confiable”, concluyó. 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *