El 62% de los ejecutivos espera llegar a la neutralidad de emisiones en 2060

Un informe de Bain & Company destaca cinco temas a tener en cuenta.

La confianza en la capacidad del mundo para lograr cero emisiones netas para 2050 parece estar erosionándose a medida que se vuelve aún más difícil garantizar retornos de inversión adecuados y el progreso diverge en un mundo fragmentado.

Así lo reflejó el nuevo reporte anual de energía y recursos naturales de Bain & Company, donde solo un 38% de los ejecutivos de la industria espera que se alcance la neutralidad de carbono en 2050, porcentaje que cae respecto de la medición 2023, con 46% de las preferencias.

Al igual que el año pasado, los encuestados afirmaron que el mayor obstáculo para escalar sus negocios a favor de la transición es encontrar clientes dispuestos a pagar precios más altos para crear un retorno de inversión suficiente.

De hecho, la proporción de ejecutivos que identificaron esto como un impedimento muy significativo aumentó 14 puntos porcentuales de 2023 a 2024, hasta alcanzar el 70%.

Respecto a las perspectivas de crecimiento orientado a la transición, el informe expuso que los ejecutivos en Medio Oriente (61%), Asia-Pacífico (55%) y América Latina (51%) están manteniendo o aumentando las inversiones verdes ya que se sienten más optimistas: en Europa el porcentaje llegó a un 30% y en América del Norte fue de un 29%.

En cuanto a inversiones, Bain & Company indicó que el 79% de los líderes energéticos consideraron que América del Norte es una región atractiva para inversiones en transición energética, seguida de Europa con un 65% de las preferencias. No obstante, también mencionaron que tienen preocupaciones sobre la estabilidad de las políticas públicas de Estados Unidos.

Finalmente, y en relación con el auge de la inteligencia artificial, el 65% de los encuestados aseguró que esta herramienta y las tecnologías digitales tendrán un efecto significativo en sus negocios para 2030, cifra que en 2023 era de un 56%. Esto dado que las aplicaciones de IA más prometedoras incluyen mejoras de mantenimiento, en la producción y la cadena de suministro.

“Ante un panorama de resistencia del mercado e incertidumbre política, la neutralidad de emisiones es un compromiso que debemos adoptar con determinación y visión para encontrar soluciones sostenibles e innovadoras como parte de la transición a una economía sostenible, es importante recordar que la inversión en la transición energética no solo es una responsabilidad, sino también una oportunidad para impulsar un futuro más próspero y limpio para todos.» concluye Jordi Ciuró, socio de Bain & Company México.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *