El jefe de Estado encabezó a las 9 -en la sede del Gobierno porteño ubicado en la zona sur-, el acto de apertura de la “Jornada Nacional de Emergencia Energética”, que involucra a diversos sectores públicos, no gubernamentales y académicos comprometidos en la transformación de la Eficiencia Energética en una política de Estado.

Uno de sus objetivos es concientizar a la sociedad acerca del uso eficiente de los recursos energéticos, para ello se presentará una Guía de Uso Responsable de la Energía.

Estuvieron presentes también el jefe de Gobierno porteño; Horacio Rodríguez Larreta; el ministro de Energía, Juan José Aranguren y otras autoridades.

Durante su exposición, Macri sostuvo que «la política energética anterior tuvo escandalosos niveles de corrupción, y no sólo no se invirtió sino que se robó y no se controló», algo que calificó como un «cóctel siniestro» que dejó el gobierno anterior.

Lea también: «Heins ratifica apoyo a proyectos de Ley de eficiencia energética e industriales se posicionan»

En este marco, el primer mandatario volvió a insistir en una de sus ideas fuerza de la semana: que el aire acondicionado «debe ponerse en 24 grados», para favorecer el ahorro energético. «No hace falta ponerlo a 18 grados», remarcó.

Andrea Heins, subsecretaria de Ahorro y Eficiencia Energética, finalizó este segmento inaugural revelando que se impulsará un proyecto de Ley Nacional de Eficiencia Energética donde se establecerán políticas de estado en la materia; la inclusión de presupuestos mínimos de protección a partir de uso racional de la energía; la creación de un fideicomiso energético para proyectos; y la creación de un Plan Nacional de Eficiencia Energética.