Diversas entidades de América Latina unen fuerzas para avanzar hacia la carbono neutralidad mediante la implementación del hidrógeno verde (H2V), a tal punto que este viernes en la COP26 se firmará la alianza denominada LAC Green Hydrogen Action para el desarrollo del mercado del H2V, metas y acciones concretas, con el fin de posicionar globalmente a LATAM y el Caribe en la industria. 

El acuerdo tendrá la firma del Ministerio de Ambiente y Energía de Costa Rica, la Asociación Chilena de Hidrógeno (H2 Chile), la Asociación Peruana de Hidrógeno (H2 Perú), la Asociación Colombiana de Hidrógeno y la Asociación Mexicana de Hidrógeno.

Y además se aguarda la confirmación de más participación del sector privado por parte de la Alianza por el Hidrógeno de Costa Rica, pero sí se conoce que la GIZ y la Asociación Brasileña de Hidrógeno colaborarán en el convenio. 

¿Qué significa esto? Que los actores involucrados se comprometerán a trabajar en el impulso de políticas nacionales, la identificación de oportunidades a corto plazo y el apoyo para el despliegue de aplicaciones de H2V. 

También se prevé acelerar la adopción de un sistema de certificación de hidrógeno verde, de reconocimiento internacional, que permita asegurar el cumplimiento de los compromisos climáticos asumidos. 

El financiamiento es otro de los focos de esta alianza ya que se busca ayudar con planes de financiación temprana y reducir el riesgo de inversión. Mientras que la promoción de una metodología para la obtención de una licencia social para operar proyectos de H2V será el último punto base. 

Esta medida va en concordancia a los plantea el sector energético regional, más allá de las entidades firmantes del acuerdo. 

Incluso el mismo miércoles que se anunció la alianza, Felipe Mitjans, director de Recursos Energéticos del Viceministerio de Minas y Energía de Paraguay, participó de un webinar del Consejo Mundial de la Energía y sostuvo la importancia de “trabajar sobre un marco normativo único en la región para el H2V”. 

“Siempre nos pensamos como exportadores de hidrógeno verde, pero sería interesante contar un estudio de qué pasaría si industrializamos el H2V en el Cono Sur, porque siempre que miramos los mercados, están bastantes lejanos e implica firmas de convenios entre países vecinos para producir a gran escala y certificarlos”, agregó.

Y reconoció que desde Paraguay apuestan por la transición e integración energética y que a través del mencionado vector energético “se podría lograr en Latinoamérica”. 

Cabe recordar que Paraguay ya se encuentra trabajando en la hoja de ruta nacional para el desarrollo de hidrógeno verde, la cual se presentará el próximo 15 de noviembre en un evento regional. 

Y también vale destacar que según el último informe de IEA sobre el H2 en LATAM, “muchos países de América Latina comparten las condiciones que podrían convertir a la región en un líder mundial en la producción de hidrógeno bajo en carbono”, por lo que estas iniciativas y comentarios van en línea a los estudios realizados previamente.