Si bien los pequeños y medianos productores esperaban un valor mayor para el mes de Enero, el precio publicado permitiría que se reactiven las operaciones de las plantas, las que estaban paralizadas desde el mes de noviembre pasado.

Más del 90 por ciento del costo de producción del biodiesel corresponde a aceite de soja e insumos dolarizados, por lo que la devaluación ha generado un incremento de los costos mayor al 40 por ciento, sumado a un aumento en dólares del precio del aceite de soja en el mercado local a raíz de la disminución de la alícuota del derecho de exportación del mismo, situación que ha tornado financiera y económicamente inviable la producción y venta de biodiesel a los precios del mes Octubre de 2015.

Juan Facciano, uno de los titulares de la empresa Albarbón Bio, analizó los nuevos valores: “si bien el sector esperaba precios por encima de los valores publicados, entendemos que los mismos permitirán reanudar las operaciones de las plantas, destacamos el dialogo y la predisposición de las nuevas autoridades”.

Y agregó: “esperamos continuar trabajando conjuntamente con las mismas en la búsqueda de valores que nos permitan cubrir nuestros costos y generar una rentabilidad razonable, y de esta manera tener un horizonte de previsibilidad que nos permita trabajar de manera estable”, expresó Facciano, en función de la predisposición que han mostrado en este último tiempo respecto del tema.

En lo que respecta al negocio de exportación, el Gobierno redujo la alícuota efectiva de las retenciones de 3.31 por ciento a 1.62.

grafico 1