Tranquilidad para el sector: Los PPA renovables estarían exentos del recorte del gobierno de Argentina

Los contratos RenovAr o de RenMDI no están categorizados bajo el sistema de obra pública, las cuales Milei quiere paralizar, y desde la industria marcaron que sería “contradictorio” que se apunte contra tales proyectos si hay déficit en generación eléctrica.

“No hay plata” fue la frase de Javier Milei que más resonó al momento de hablar sobre la situación económica de Argentina. Y uno de los principales puntos a los que hacía alusión tal comentario estaba vinculado a la paralización de las obras públicas, el rechazo de licitaciones de nuevos proyectos y el freno para aquellos que aún no comenzaron. 

Esta ideología se volvió premisa a lo largo de toda la campaña electoral del líder de La Libertad Avanza (LLA) y causal de las primeras medidas de gobierno anunciadas desde el 10 de diciembre. Hechos que generaron ciertas incertidumbres en el sector energético nacional, como por ejemplo por la continuidad de los proyectos adjudicados en la licitación RenMDI, realizada a mitad del 2023. 

Carlos Cueva, socio del estudio Beccar Varela, conversó en exclusiva con Energía Estratégica y brindó tranquilidad para la industria de las energías renovables de Argentina, principalmente para aquellas centrales que aún se encuentran en construcción o que están a punto de iniciar tal etapa.

“Los contratos del Programa RenovAr o de RenMDI no están categorizados bajo el sistema de obra pública, sino que son una obligación que un privado asume poniendo la plata de su bolsillo y con el financiamiento que consiga, y una vez que se termine el proyecto, la entidad podrá vender energía y recuperar la inversión”, aseguró. 

“Por lo que sería una locura que el Estado no deje cumplir la obligación, considerando que la plata puesta en la construcción es por parte del privado y que la existencia de energía renovable en la matriz eléctrica sea en beneficio del interés público”, agregó. 

Si bien apuntó a transporte y distribución, habla del déficit de generación eléctrica, por ende sería contradictorio que suspendan los proyectos adjudicados en la licitación RenMDI o en la convocatoria de energía térmica” continuó. 

De todos modos, el especialista reconoció que habrá que esperar la definición de las obras públicas a las que se refiere Milei, es decir, entender bien cuáles finalmente se suspenderán, cuáles se relicitarán, cuáles se harán de nuevo (si es que hay avances) y si es alguna tendrá mayor prioridad sobre otra. 

“Si bien en sus recientes medidas se dice que el parque generador está obsoleto y el gobierno apuntó a transporte y distribución, habla del déficit de generación eléctrica, por ende sería contradictorio que suspendan los proyectos adjudicados en la licitación RenMDI o en la convocatoria de energía térmica” aclaró Carlos Cueva.

Impacto del tipo de cambio oficial

El socio del estudio Beccar Varela también fue consultado sobre el efecto que podría tener el salto cambiario que llevó al dólar oficial a $800 (corrección nominal de casi el 119% en relación con la cotización de $366) y que redujo la brecha con dólar el blue. 

El pago de los contratos PPA es en pesos a tipo de cambio oficial (correspondiente al último Día Hábil de tal mes calendario), es decir que los titulares de los proyectos cobrarán más pesos. Mientras que en el Mercado a Término (MATER), también suele estar el mismo tipo de cambio, pero al ser privados el acuerdo es entre ellos y cada proyecto puede tener sus propias particularidades”, explicó.

“Aunque todavía no se dice nada sobre la libre disponibilidad de los dólares (eliminación del cepo), que será clave para ver cómo se pueden mover los proyectos”, concluyó. 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *