03 de mayo de 2017

Gastón Fenés

Por Gastón Fenés
[email protected]

Villalonga aclaró los puntos del proyecto de ley que prevé regular generación distribuida

Juan Carlos Villalonga, Diputado Nacional por Cambiemos, uno de los autores principales del proyecto de ley que propone autorizar a los usuarios particulares la inyección de energía limpia a la red, brindó detalles técnicos, comerciales y políticas acerca del borrador que está discutiendo la Comisión de Energía en la cámara baja.

El martes pasado se llevó a cabo la primera reunión de Comisión de Energía y Combustibles de la Cámara de Diputados de la Nación donde se definió el temario para el período legislativo en curso.

En la lista se incluyó el proyecto de Ley de Generación Distribuida mediante energías renovables, documento que surgió como resultado de una unificación de propuestas de los legisladores Néstor Tomassi (Bloque Justicialista), Juan Carlos Villalonga (PRO) y Luís María Bardeggia (Frente para la Victoria), además del trabajo conjunto con varios sectores del rubro de las energías renovables, distribuidoras y cooperativas eléctricas, y hasta el propio Ministerio de Energía y Minería.

Energía Estratégica tuvo acceso al proyecto (descargar). Y Juan Carlos Villalonga, uno de los autores, profundizó sobre el texto proyecto.

¿Cómo es el esquema de generación distribuida que propone el proyecto?

El borrador actual representa una evolución de nuestro último texto de diciembre. Se realizó a partir del involucramiento de todas las áreas técnicas y legales del Ministerio de Energía. Esto recién se pudo hacer durante el verano, luego de que disminuyera el trabajo demandado por el Plan Renovar.

Un cambio sustancial respecto del texto anterior es que, mientras el borrador anterior partía de un sistema de “net-metering”, el actual lo hace desde un “net-billing”. El sistema net-metering, que sencillamente es el neteo de kWh entre consumidos e inyectados a la red que, si bien es un esquema factible y atractivo para muchos, lleva implícito que el usuario “cobra” por la energía que inyecta a la red lo mismo que paga por la energía que consume del distribuidor. Esto no era algo cómodo para varios actores del mercado eléctrico y generaba distintas opiniones. Recordemos que en el área de distribución tenemos un universo muy amplio de empresas privadas, empresas estatales y el cooperativismo eléctrico.

¿Establece tarifas diferenciales?

Ahora partimos de un sistema “net-billing”, en el que la energía inyectada a la red tendrá el valor “mayorista”, por decirlo de una manera sencilla. El usuario pagará la diferencia entre los valores facturados por lo consumido y por lo inyectado. Este esquema inicial o por “default” es el ínico cambio sustantivo respecto respecto del anterior borrador.

Esperamos que este esquema nos permita arrancar sin conflictividad dentro del sector eléctrico,  esencial para poner en marcha la generación renovable distribuida en Argentina. En el Artículo 12 es donde se define el criterio para realizar la facturación. Ahora, esto no significa que se abandona la posibilidad de una tarifa de incentivo, algo que estaba explícito en el anterior texto, esa posibilidad sigue existiendo, sólo que dentro de un conjunto de herramientas de promoción que la Autoridad de Aplicación podrá ir utilizando acorde a su criterio y  la evolución del mercado. La Tarifa de Incentivo está contemplada dentro de la caja de herramientas de promoción con la que contará la Autoridad. Eso está descripto en el Capítulo 6, en el que se describen los beneficios promocionales y en el Artículo 21, sobre la aplicación del FODIS. En este punto, no hay diferencia sustantiva en relación a la tarifa de incentivo, puesto que el anterior texto también dejaba en manos de la Autoridad de Aplicación fijar su monto, una eventual segmentación por usuarios u otros criterios.

¿Qué modificaciones se fueron incorporando?

El texto tuvo varios cambios de redacción y hubo que estructurarlo de manera diferente al generarse el FODIS, más allá  de otras cuestiones de redacción. Creo que lo sustantivo es que por default partimos del net billing, luego todo sigue igual, con mejoras en la redacción y potenciando algunos instrumentos nuevos como el FODIS y el cargo a  la demanda.

El límite de los 30 kW que aparecían anteriormente como un segmento al que era importante garantizar un trámite muy simplificado por parte de las distribuidoras, se amplió para que en todos los casos que se quiera instalar una potencia que no supere la contratada para el consumo, se acceda a una tramitación ágil. En caso que el usuario quiera instalar una potencia mayor a la que tiene contratada para su consumo, también puede hacerlo a través de una autorización especial. Eso no cambió.

¿Se podrá discutir en la comisión de energía y combustibles?

Ya estamos trabajando con los asesores de la Comisión, y seguramente estaremos convocando a técnicos del Ministerio  y otros actores del sector. Hoy el tema está colocado dentro de la agenda de prioridades para la Comisión de Energía.

Si trabajamos bien y podemos hacer que las comisiones de Energía y la de Hacienda lo traten rápido, es posible obtener la sanción en Diputados antes de las elecciones legislativas de octubre. Vamos a trabajar para que sea así.

¿El Poder Ejecutivo acompaña el proyecto?

Este texto ha sido trabajado con el Poder Ejecutivo. Con la participación del Ministerio de Energía pudimos avanzar con una propuesta mucho más osada, porque anteriormente el texto señalaba que los instrumentos de  promoción (desde la tarifa de  incentivo o cualquier otro) se nutrirían de fondos provenientes del FODER, el fondo generado por la Ley 27.191. Ahora se va un poco más allá, la propuesta es generar un fondo específico, el FODIS, que se crea en el Capítulo 5 y que permite una jerarquización de la generación distribuida y una mayor claridad administrativa. Más aún, en el Artículo 28  se crea un cargo a la demanda eléctrica que permitirá nutrir ese fondo. Esta es una medida de enorme importancia.

Lo que se describe en el Capítulo 9 es de enorme importancia, porque la idea es que todos los usuarios (exceptuando a aquellos con tarifa social) vamos a comenzar a aportar con un porcentual para respaldar y acelerar el despegue y multiplicación de las renovables en el mercado eléctrico, tanto en la generación en el MEM como en su modalidad distribuida, a escala de usuarios finales.

Lea también: “El borrador del proyecto de ley que regulará generación distribuida mediante renovables”

11 Comentario

  1. Ernesto Badaraco dice:

    Agradezco la oportunidad de participar en este análisis antes de emitir la regulación definitiva.
    1.- ¿Consideran ustedes que se va a producir una reducción de productividad en la cadena de valor, como consecuencia de la prioridad de despacho a la energía producida en forma distribuida. ???
    2.- Como se piensa recompensar económicamente esa caída de productividad en los tramos de la cadena de valor convencional???
    3.- Entiendo que con el cambio mencionado por el diputado Villalonga, se reduce en parte la caída de productividad en la red de Distribución, pero no totalmente. Están de acuerdo con esta consideración??

  2. Jorge Ignacio Andreotti dice:

    Entiendo que nos van a agregar un nuevo impuesto sobre la factura de electricidad a los usuarios, lo cual no me causa ninguna gracia. La presión fiscal muy alta, que tenemos en Argentina, debe ser reducida y no aumentada. Tampoco le veo sentido a que un usuario de electricidad deba pagar un impuesto para un supuesto fondo para energías renovables.

    • Roberto Rabello dice:

      Como usuarios tenemos la obligación de consumir energía renovable, si no, dado que estamos destruyendo, deberíamos pagar el costo socioambiental que ocasionamos

    • Francisco Noguera Rojas dice:

      No se de donde saca que nos pondran a los ciudadanos un impuesto para impulsar las renovables, si es asi, lo detesto, pero me parece un comentario fuera de lugar!

  3. gustavo caldeals dice:

    buenos dias, hay pcias (salta, santa fe) q ya tienen leyes pciales. entiendo que deberán subirse a la nueva norma nacional.

  4. Santiago Rigoni dice:

    Considero injusto aplicar el impuesto a todos los usuarios que no tengan tarifa social.
    Desde mi punto de vista, debería aplicarse el impuesto sobre el consumo que exceda a un determinado monto por usuario. Ese monto debería fijarse en kWh/mes/habitantes del hogar. Dentro del consumo eléctrico un monto es para las necesidades “básicas” y otro es por “placer” o “confort”. Ese “confort” es el que debería financiar la generación distribuida.

  5. Mario Pierantonelli dice:

    Eso de caída de productividad de la red de distribución es como el verso de Campoamor, “según el cristal con que se mira”.
    Para el caso de la generación distribuida domiciliaria se puede considerar que la red se ve ampliamente beneficiada ya que la energía generada en una casa va a ser consumida por los vecinos(por una cuestión de impedancia) y por supuesto facturada por la distribuidora (a precio minorista).
    No vaya a ser que terminemos como España con el “impuesto al sol” pero antes de haber implementado un mínimo de promoción para un esquema virtuoso como es el de la generación distribuida con energías renovables.

  6. Christian dice:

    Creo que el cambio al Net Billing terminará haciendo haciendo de esta una ley supuestamente beficiosa como otras tantas. Es por presión de las distribuidoras, que verán levemente mermado su negocios, que precio de compra mayorista de la distribuidora se toma como referencia.
    Al usuario, en otras palabras, no se le van a reconocer los costos operativos, amortizaciones e inversiones en mejoras, que si se lo hacen a la distribuidora.
    Como dice Mario arriba, vamos a terminar como España con impuestos a toda fuente de generación a nivel usuario.

  7. Mariano dice:

    Me parece que de las reuniones participan mucho empresas y pocos usuarios, por lo que en definitiva, los interes que “opinan” son muy dispares y en concecuencia, es obvio para quienes van los beneficios, no?
    Les dejo un enlace sobre un estudio que me pareció interesante leerlo:

    http://erma.asades.org.ar/index.php/ERMA/article/view/124

    Si lo que dice este estudio, es realmente así, las empresas de energía van a pasar a comprar menos del 10% (para el caso específico de Santa Fe) pero cobrarán por el total consumido por el usuario; éste último hará la inversión ( aprox USD 1.600/KW instalado) en equipos para pagar el ahorro de la compañía, y algun funcionario hará sus negociados con el FODER, que financiará el usuario, con ese nuevo impuesto.
    Dicho de otra manera: yo como usuario final, invierto en luces de led para toda mi casa, reemplazo todos los electrodomésticos por equipos A+ y de esta forma bajo mi consumo (compro menos energía), pero la compañía me sigue cobrando lo que me cobraba antes de mi inversión y el gobierno me pone un nuevo impuesto.
    Tengamos en cuenta que la mayoría de los usuarios finales no tiene la intensión de volverse proveedor de energía sino que está dispuesto a hacer una inversión para bajar su consumo y pagarle a la empresa de energía solo lo que le provee. El ahorro que se obtenga, tiene que justsificar la inversión, tan dificil es hacerlo así?

  8. Mariano Saenz Almagro dice:

    Buenos Días, cuando irán a hacer las cosas para que sea beneficioso para los usuarios. Pasemos en limpio la situación que se esta planteando con este pequeño cambio.
    Por el lado, tenemos el usuario de gasta x cantidad de dinero para hacer una instalación FV, sin financiación alguna.
    A su vez, le decimos, lo que va a generar se lo van a abonar a precio mayorista y lo que va a consumir se lo van a cobrar a precio domiciliario, poniéndoles números, seria $ 0.79kw/h lo generado y $ 2.25kw/h, lo consumido, aprox//.
    Entiendo que cualquier persona con 2 dedos de frente, te diria, me estas tomando el pelo y si me lo preguntan, le debería responder que si.
    Sigo sin creer que que digan que esto es un pequeño cambio sustancial, en realidad es el centro de todo.
    Si la regulación de la energía distributiva no es beneficiada para el particular, desde el vamos, esta llamada a fracasar.
    Es muy importante que el sistema que se utilice, sea net metering, sino no va a hacer atractivo para el usuario final.
    Hagan las cosas bien, trabajen para la gente, para las pequeñas pymes y no para las grandes compañías eléctricas.
    Atte.
    Mariano Saenz Almagro

Dejanos tu comentario sobre este artículo