Santa Fe fue la primera provincia en el país en regular la generación distribuida para que hogares, comercios e industrias incorporen tecnologías de generación renovable, mostrando importantes resultados a través del programa “Prosumidores”.

Ahora, es la primera provincia que se anima a lanzar una licitación de compra de energía limpia de largo plazo, a través de su brazo energético ejecutor, la empresa pública de distribución de energía eléctrica (EPE).

¿En qué consistió? La provincia planteó la compra de 50 MW: ocho parques solares de 5 MW y un parque eólico en Rufino de 10 MW.

Para asegurarse energía a precios de mercado, el Gobierno fijó un máximo de 80 dólares por MWh para los emprendimientos solares; y de 82,5 dólares por MWh para el eólico. Los contratos se extenderán por 20 años.

Con este techo es que los jugadores hicieron sus propuestas económicas, a pesar de la crisis económica que afectó el acceso al financiamiento a nivel nacional en 2018, por los desajustes que vive la macroeconomía.

Según pudo conocer Energía Estratégica, estos fueron los valores obtenidos:

Solares

Venado Tuerto S.A ofertó 79.5 USD MWh para el parque de Venado Tuerto.

Dinale S.A ofertó 80 USD MWh para el parque de Firmat

Energy Invertment ofertó 79.9 USD MWh en los puntos San Guillermo y Arrufó.

Y Concaran Solar ofertó 78.80 USD MWh en todos los nodos, salvo en San Guillermo.

Eólica

Parque Solar Amadores S.A ofertó 77.97 USD MWh para el parque eólico de Rufino.

Consultado por Energía Estratégica, Maximiliano Neri, presidente de la EPE, expresó: “Estamos contentos por los precios ofertados. Corrobora que el cálculo para que los proyectos sean rentables se acercan al tope que establecimos”.

Santa Fe avanzará en contratos de largo plazo para generación renovable y esto es motivo de orgullo para Neri. “Nos encontramos liderando una alternativa de desarrollo energética distintiva a nivel nacional”, valoró.

Y agrega que el proceso se realiza “diversificando la matriz con un modelo que no solamente busca los efectos positivos de la generación renovable sino que también lo hacemos en forma distribuida en el territorio, y en una escala de proyectos que mejora la calidad del servicio y aporta mayor resiliencia en la distribución de energía”.

Ya comenzó el proceso de análisis de propuestas por parte de la comisión de estudio de la EPE. Cabe aclarar que no sólo el factor precio el que determina la adjudicación. “Estamos expectantes para ver cómo continuamos con el desarrollo de los proyectos”, concluyó Neri.

Diferencias con los RenovAr

El recurso solar y eólico de Santa Fe, si bien es bueno y superior a plazas líderes a nivel internacional, por caso, Alemania, aún es menor al que tienen otras plazas como San Juan, Mendoza, Jujuy o Salta, por citar ejemplos, por lo que se ve dificultada para competir en las subastas del Programa RenovAr que organiza el Gobierno Nacional.

Además, la provincia buscó desarrollar proyectos de mediana y baja escala, estimulando la generación de empleo a nivel local, con foco en estabilizar la red de distribución en puntos que tenían falencias técnicas.

A diferencia del Norte del país, en Santa Fe  se van a construir parques pequeños que, por cuestión de escala, requieren un precio más alto que las grandes plantas que construyen otras provincias.