La novedosa iniciativa, que se aleja de los tradicionales problemas que trata el Concejo, establece que el parque a construirse estaría destinado exclusivamente a aquellas empresas que se dediquen a la fabricación, construcción, ensamblaje, de materiales y equipos de producción de energía renovable, a partir del uso de fuentes naturales. Además, para las empresas que decidan radicarse en el Parque Industrial, la iniciativa prevé beneficios impositivos.

Gastón Galíndez, autor del proyecto, señaló que «se debe avanzar hacia el desarrollo desde el paradigma de crecimiento sustentable. Debemos abordar seriamente el trabajo de emplear los recursos energéticos con una proyección que reduzca los impactos negativos al ambiente”.

Lea también: «Secretario de Energía de Salta sobre el RenovAr: “Este es el primer gran paso que está dando todo un país abriéndose al mercado de las renovables”»

Antes de aprobarse la ordenanza, el Municipio solicitará la correspondiente autorización a la Provincia para así definir la localización, el diseño, la reglamentación y el financiamiento que permita la construcción de este nodo, en conjunto con los organismos especializados y la suscripción de los instrumentos pertinentes.

Para finalizar, Galíndez explicó: «Es necesario garantizar marcos que permitan el desarrollo de industrias, para poner en movimiento la economía generado mano de obra formal, y principalmente para el desarrollo de las pymes, aportando a esos esfuerzos infraestructura y seguridad, debiendo atender lo relacionado a la planificación de la Ciudad y la preservación de los recursos”.

Fuente: El Intransigente/ Eduardo Huaity González.