Al igual que todas las provincias del país, San Luís se prepara para competir en la licitación Ronda 2.0 del Programa RenovAr. Se subastarán 1.200 MW de distintas tecnologías renovables y habrá tiempo para la presentación de ofertas hasta mediados del mes que viene, por lo que empresarios y gobiernos provinciales cooperan mancomunadamente.

“Estamos trabajando con empresas que se quieren presentar (a la compulsa). Las estamos acompañando con evaluaciones de impacto ambiental en distintos puntos de la Provincia, sobre todo el norte donde hay un gran potencial de recurso solar y capacidad de nodo”, comenta a Energía Estratégica, Luis Rastrilla, flamante asesor del Ministerio de Medio Ambiente, Campo y Producción de San Luis.

Una de las mayores atracciones de las provincias en el desarrollo de estos proyectos tiene que ver con la generación de empleo directo e indirecto que produce el montaje de estas grandes centrales de energías limpias.

Lea también: «San Luís trabaja para presentarse a la próxima licitación Ronda 2.0 de energías renovables»

Consultado sobre las expectativas que genera esta nueva licitación, Rastrilla destaca: “hay mucho interés por parte de empresas nacionales e internacionales, principalmente en el segmento fotovoltaico pero también en el eólico, mucho más que el año pasado, y proyectos de mayor potencia de los que se habían presentado durante la Ronda 1.0”,

“Creemos que van a superar ampliamente las presentaciones que se hicieron en la Ronda 1, por lo menos el interés de las empresas así lo demuestran”, redunda el funcionario.

Cabe destacar que durante la primera licitación, San Luís se presentó con cerca de 200 MW en 4 proyectos solares: “San Luis”, de 100 MW; “La Cumbre”, de 22 MW; “Caldenes del Oeste”, por 24.75 MW; y “Parque Corsan Isolux”, por 50 MW. Además, se lanzó con el proyecto de biogás “Yanquetruz”, de 1.2 MW. De ese total adjudicó La Cumbre, Caldenes del Oeste y el proyecto de bioenergía.

Ahora buscará redoblar la apuesta pero se encuentra con dos limitantes. La primera es que el Ministerio de Energía y Minería fijó para la Región Cuyo –integrada por San Juan, San Luís y Mendoza- un cupo de licitación de 200 MW solares; será una competencia reñida.

Lea también: «Anuncian comienzo de obras: en septiembre arranca el parque solar de San Luis»

La segunda condición está impuesta por el precio tope de 57,04 dólares por MWh, un tanto bajo para la mirada de algunos especialistas. “Tenemos muchas expectativas y confiamos en que las empresas harán su esfuerzo como para poder ser competitivas en la Ronda 2.0”, enfatiza Rastrilla.

En cuanto potencial de nodo, Rastrilla revela que en el norte provincial se ubica la Estación Transformadora de Lujan, con un línea de 500 kV capaz de transportar 300 MW. De ahí el principal interés de desarrolladores de proyectos, en aquella zona.