Tras la pérdida de estado parlamentario de los proyectos de Ley de generación renovable distribuida que habían presentado respectivamente Silvina García Larraburu (FpV) y Fernando ‘Pino’ Solanas (Proyecto Sur), ambos legisladores decidieron presentar una nueva propuesta pero esta vez en conjunto, denominada “Proyecto de Ley de Generacion Distribucion Electrica” (Ver online).

El fuerte de este proyecto, similar a los ya presentados, es que tiene como co-firmantes a pesos pesados dentro de la cámara alta.

Uno de ellos es Guillermo Pereyra (Movimiento Nacional Neuquino), quien es titular de la Comisión de Minería, Energía y Combustibles. Otro, Juan Manuel Abal Medina (FpV), presidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado. Sobre ambos comités deberá pasar el proyecto para luego ser tratado en el recinto, lo cual garantiza cierto consenso sobre la propuesta.

Ahora, este proyecto se integró con los ya presentados por Adolfo Rodríguez Saá (PJ), Julio Cobos (UCR-Cambiemos) y Alfredo Luenzo (Chubut Somos Todos)-, entre otros legisladores.

Lea también: “Reunión de senadores por nueva ley de generación distribuida: la posición de los privados”

Según pudo saber Energía Estratégica, hay consenso entre los asesores de cada uno de los espacios al punto de que ya cuentan con un proyecto de Ley unificado que espera ser tratado en la Comisión de Minería, Energía y Combustibles.

Sin embargo, dado que se avecina el receso invernal, lo más probable es que el proyecto recién sea debatido en agosto; no obstante a ello, desde el equipo de trabajo están confiados con que se pueda aprobar este año, más allá de las turbulencias que generan las elecciones de medio término que se avecinan en octubre.

Las características más salientes del proyecto de Ley

Si bien Energía Estratégica no pudo tener acceso al escrito, asesores confiaron que se está preparando una batería de beneficios fiscales para facilitar la adquisición de equipos de energías renovables para la inyección de energía limpia a la red eléctrica por parte de usuarios particulares.

Además, se comprometen partidas específicas para que tales usuarios puedan acceder a créditos que le permitan la compra de equipos.

El modelo de monetización será del tipo ‘Net Billing’, que consiste en medir, por un lado, la energía limpia que el usuario particular inyecta a la red, y, por otro, la que el usuario consume, balanceando ambos consumos de energía eléctrica y cobrando una proporción en la tarifa.

El proyecto en Diputados

Cabe recordar que en la Cámara de Diputados se está tratando un proyecto de características similares y con una metodología muy parecida a la del Senado.

Por un lado, el inter-bloque conformado por los diputados Néstor Tomassi (Bloque Justicialista), Juan Carlos Villalonga (Cambiemos) y Luís María Bardeggia (Frente para la Victoria) tiene su propuesta –Descargar última versión-, y, por otro, está la del diputado de Chubut Somos Todos, Jorge Taboada (Descargar).

Lea también: “Ley de Generación Distribuida: a un paso de la unificación de los proyectos”

La semana pasada asesores de la cámara baja llegaron a un acuerdo para unificar los proyectos de Ley de generación distribuida mediante energías renovables y esperan avanzar en ese proceso en una nueva reunión la semana que viene.

Es de mencionar que desde abril de 2016 los equipos de Villalonga, Bardeggia, Bevilacqua y Tomassi trabajaron en un texto unificado.

A este proceso se sumaron aportes del Ministerio de Energía y Minería de la Nación y de otros actores a los que fueron consultados, entre ellos, la CADER, el INTI, IRESUD, ADERE, AGUEERA, CFEE, CACME, FACE, ENRE, el sector privado, distribuidoras, entre otros.