El gobernador José Luis Gioja junto a autoridades provinciales presentó el mapa eólico y solar de la provincia, realizado por la empresa Aires Renewables en UTE con AWS Truepower, una consultora española fue quien llevó adelante este trabajo y cuyos resultados fueron más que alentadores.

Así lo expresó el titular del EPSE, Daniel Doña. “Hace dos años se decidió llevar adelante el trabajo de estudio del mapa eólico completo de la provincia.Los resultados fueron excelentes lo que nos permitirá trabajar en la búsqueda de inversores para el proyecto”, destacó Doña.

Las mediciones arrojaron que de todo San Juan, las localidades que arrojaban muy buenos resultados fueron Barreal y Tocota (Iglesia). Esto significa que el potencial eólico de esos puntos supera ampliamente la media. La idea es instalar 25 torres eólicas con aspas de 100 mts. cada una separadas a una distancia de 400 mts entre ellas”, manifestó el encargado técnico del trabajo, Diego Werner.

En cuanto al mapa solar Werner amplió diciendo “No es común en el mundo encontrar en una zona tanto potencial eólico como solar, aquí se da esa posibilidad, lo que podría dar como resultado un trabajo en conjunto entre estos parques, con resultados magníficos de energía renovable” expresó.

El gobernador José Luis Gioja cerró la serie de exposiciones destacando “ estos resultados factibles desarrollados por la consultora, que llevaron dos años de trabajo y derivó en algo factible a futuro. Podemos decir con toda tranquilidad que en san Juan existe la posibilidad de generación eólica, y algo que no se da en muchas partes del mundo, el poder combinar lo eólico con lo solar. Hay un dato central; la radiación solar en la zona de Tocota, es un 20 por ciento superior al parque fotovoltaico de Ullum. Esto nos permitiría trabajar con las dos energías durante todo el día. Hemos estudiados la topografía de San Juan, y estas dos localidades permiten abrir las puertas a un gran proyecto. Son 40 mil hectáreas de desierto que con tecnología e inversión se pude obtener energía” cerró sus palabras el ingeniero Gioja.