El primer informe de este tipo, Powering the Future: Global Offshore Wind Workforce Outlook 2020-2024 ofrece un análisis cualitativo de las necesidades de formación de la mano de obra necesarias para cumplir con las previsiones del mercado offshore en América del Norte, China, Taiwán, Japón, Vietnam y Corea del Sur.

La investigación determinó que se necesitan 2,5 personas por MW por proyecto para cumplir el pronóstico de 31GW para estos seis mercados.

La investigación se basó en los datos de capacitación de GWO y en las previsiones de GWEC Market Intelligence, combinadas con datos de la base de datos GRIP de Renewables Consulting Group y una serie de entrevistas con la industria.

El informe Powering the Future también pone de relieve los principales cuellos de botella de la cadena de suministro de la fuerza de trabajo que deben abordarse para hacer realidad estas necesidades de formación a gran escala.

(Descargar el reporte)

Entre los obstáculos figuran la falta de centros de capacitación, la falta de familiaridad con las normas y el riesgo de que las normas se perciban como «impuestas» y no reflejen el contexto local. Además, la actual crisis de COVID-19 planteará un nuevo desafío tanto a la fuerza laboral como a las cadenas de suministro de las turbinas para alcanzar las ambiciones del mundo en materia de energía eólica marina.

Ben Backwell, director general de GWEC, dijo: «La industria eólica marina está creciendo exponencialmente y no hay duda de que se convertirá en uno de los principales impulsores de la transición energética en todo el mundo, ya que la Inteligencia de Mercado de GWEC prevé 51GW de nuevas instalaciones marinas en todo el mundo para 2024».

En ese sentido Backwell explicó que «el apetito por la energía eólica marina es muy fuerte tanto para los inversores como para los responsables políticos a medida que se establecen objetivos cada vez más ambiciosos, pero necesitamos una fuerza de trabajo capacitada y preparada para alcanzar estos objetivos».

«Estos mercados se están moviendo más rápido de lo que nunca antes habíamos visto, y es crucial que la formación de la fuerza laboral se mantenga al día para construir una buena reputación para el sector y garantizar las oportunidades de crecimiento en los años venideros», explicó Backwell.

Jakob Lau Holst, Director General de GWO, añadió: «Tener una fuerza de trabajo capacitada por GWO suele ser la pieza que falta en el rompecabezas cuando se considera un nuevo proyecto de energía eólica marina en un mercado determinado, pero esto debe considerarse una prioridad máxima en los mercados nacientes para asegurar su crecimiento a largo plazo y crear miles de puestos de trabajo locales. La industria eólica marina debe ser líder en salud y seguridad para atraer a los mejores talentos y asegurar la sostenibilidad de la fuerza de trabajo, tener una capacitación estandarizada es la forma más efectiva de lograrlo».

«GWO ya cuenta con centros de formación en China, Estados Unidos y Taiwán, pero tendremos que aumentar drásticamente los centros de formación en estas regiones para formar la mano de obra necesaria de casi 78.000 personas. Debido a la actual crisis de COVID-19, GWO también está desplegando plataformas de formación digital para garantizar la continuidad de la formación y seguir impulsando la transición energética mundial», añadió.

Este informe es el primer resultado de la asociación entre GWEC y GWO firmada en noviembre de 2019 y cuenta con el apoyo de los socios de investigación Renewables Consulting Group.