Las energías renovables en Argentina se encuentran en un momento de stand by. Son varios los especialistas que afirman que desde las elecciones presidenciales primarias de 2019 se desaceleró el crecimiento, y sumada la pandemia, se agravó la situación.

¿Cuál es el problema? “La falta de créditos”, aseguró Cecilia Giralt, consultora en energías renovables y ex-Directora de Contrato y Mercado a Término, en una entrevista con Energía Estratégica.

“Los contratos que fueron adjudicados y que tenían posibilidad de construcción, no pueden arrancar porque no consiguen financiamiento”, agregó.

Actualmente la entrevistada ve un desaliento en el sector, que involucra tanto a los proyectos adjudicados en el Programa Renovar, muchos de ellos detenidos, como así también en el Mercado a Término.

“Lo que más lamento es que se trabajó durante 4 años con mucho esfuerzo para generar un sector que no existía en el país, no sólo a través de las licitaciones del RenovAr sino también, con iniciativas que se hicieron con el Instituto Nacional de Tecnología Industrial para el desarrollo de proveedores locales”, aseguró.

En aquellos proyectos detenidos, varios licitados en la ronda 2 de RenovAr, Giralt cree que “se deberían tomar decisiones más activas, respecto de articular medidas o acciones para ayudar a los proyectos a iniciar su construcción”.

Aunque hizo la diferencia entre aquellos casos que tuvieron fines especulativos de los que realmente tienen  intenciones de ser operativos y no pueden acceder a  financiamiento.

Como una medida para acercar soluciones a esta cuestión, entiende que el Fondo Verde para el Clima, podría ser una alternativa para fondear proyectos renovables en el país”.

Dicho Fondo, está dentro del marco de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático y fue constituido como un mecanismo para ayudar a países en desarrollo en prácticas de adaptación al cambio climático y mitigación de sus efectos.

“Quizás pueda ser una primera opción a explorar. El Fondo Verde para el Clima se constituyó para ayudar a los países a financiar proyectos verdes, y las energías renovables están dentro de su órbita”, señaló.

“Tendríamos que mirar cómo vamos a posicionarnos energéticamente en el contexto internacional que se viene, que si bien es complicado, ofrece un montón de posibilidades porque tenemos los recursos”.

“En otras palabras, ver el potencial y posibilidades concretas para desarrollar negocios de energías limpias, como el Hidrógeno Verde,  que sin duda reemplazará los fósiles en un futuro cercano, y podrían generar divisas al país, afirmó.

Además, el crecimiento de las renovables no sólo se enmarcan en acuerdos internacionales, sino forma parte de una política pública, que se inició con la Ley 27.191, que tiene por meta la diversificación de la matriz energética, al menos, en un 20% con fuentes renovables para el fin de 2025.

“Esta política, trasciende los gobiernos de turno, y es mandatorio respetar la ley. Estamos muy cerca y nos quedan pocos años. Si se articulan algunas cosas, por supuesto se puede lograr, porque hay capacidad para ello. El tema es qué política económica y financiera se proponga para atraer las inversiones ”, opinó Cecilia Giralt.

“Sin embargo, lograr esto, será bastante difícil, si no hay señales concretas por parte del  gobierno, que alienten al sector”, afirmó.

La ex-Directora de Contrato y Mercado a Término, ante la pregunta de la expectativa respecto al futuro del sector, respondió:

“Dependerá de los engranes gubernamentales, o sea de las señales que se den al sector. Creo que el éste no está siendo acompañado como lo necesita”, sentenció.

También reflexionó, sobre el futuro energético de la Argentina post pandemia. Hoy hay una desaceleración de la economía que deriva en menor demanda energética de los sectores industriales, que combinada con una desinversión en el sector, nos deja estas preguntas: “¿Qué va a pasar cuando Argentina comience a crecer y necesite energía? ¿Podremos abastecer la demanda con lo que generemos, o necesitaremos importar energía como ya nos pasó?”.