¿Peligran los precios de los parques adjudicados en la licitación RenMDI de Argentina?

El gobierno no exceptuó del Impuesto PAIS a los bienes para la generación de energía renovable y desde el sector remarcaron que ese gravamen fiscal podría trasladarse a la tarifa de los contratos de la reciente convocatoria.

La Secretaría de Energía de la Nación finalmente definió los bienes para la generación de energía que estarán exceptuados del denominado Impuesto Para una Argentina Inclusiva y Solidaria (PAIS), ampliado por el Decreto 377/2023 y que generalizó una alícuota de 25% para todos los servicios. 

Y a pesar que desde el sector renovable había expectativas de se incluyan los insumos necesarios para el avance de nuevos proyectos sustentables, el principal foco del gobierno estuvo puesto en el fuel oil, el gas natural, GNL, la importación de energía eléctrica y en productos destinados a la construcción y puesta en marcha del gasoducto de Vaca Muerta. 

Esto significa que los elementos requeridos para producir energía renovable que se traigan al país desde el extranjero, continuarán pagando este gravamen también conocido como impuesto al dólar importación, que afecta a todas las importaciones que se realicen, incluidas las temporales. 

¿Cómo puede impactar dentro del sector? Si bien la industria verde de Argentina se mantendrá con reglas similares a las que tuvo en el último tiempo, habrá que poner la mirada en lo que pueda suceder con los proyectos adjudicados en la licitación RenMDI. 

Las empresas que poseen contratos PPA firmados de la reciente licitación de renovables y almacenamiento de energía podrán trasladar el impuesto previamente mencionado a la tarifa por MWh de las centrales. 

Puntualmente, la cláusula 11.3 (incrementos fiscales trasladable) el anexo II del modelo de contrato de abastecimiento RenMDI señala que “el precio adjudicado será ajustado inmediatamente luego del reconocimiento por parte de la Secretaría de Energía de cualquier Incremento Fiscal Trasladable”, mientras que los aumentos fiscales no trasladables serán por cuenta del vendedor. 

“Esto distorsionaría los precios por MWh que acaba de contratar el gobierno nacional mediante la convocatoria RenMDI”, aseguraron fuentes de la industria renovable de Argentina en conversación con Energía Estratégica. 

Cabe recordar que, a lo largo de los dos renglones de la licitación, a mediados de julio se adjudicaron casi 100 proyectos, los cuales incorporarán 633,68 MW de capacidad operativa al Sistema Argentino de Interconexión (SADI). 

El renglón N° 1, orientado a reemplazar generación forzada, tuvo 46 parques asignados (514,08 MW) a un valor medio de USD 73,826 MWh; mientras que el segundo segmento (para diversificar la matriz energética) tuvo 52 emprendimientos (119,6 MW) a un precio promedio de USD 153,817 MWh. 

Y se espera que, ante esta situación, tanto las empresas involucradas como las cámaras y/o asociaciones del sector renovable presenten notas para que también se exceptúen del impuesto PAIS a los bienes para generar energía verde y no desvirtuar los precios ni la competitividad de los parques de esta índole. 

“Resulta improbable que las autoridades contesten antes de las firmas de los contratos, pero se recomienda firmarlos haciendo referencia a las propias notas que se envíen, aclarando que queda trasladable a tarifa lo que surja de la cuenta del mayor costo por el impuesto país en las importaciones”, aseguraron desde la industria. 

“Aunque es preciso mencionar que no es imposible que en el futuro se vaya a incorporar la excepción para los insumos renovables, pero no se ve tan factible”, agregaron en diálogo con este portal de noticias. 

1 Comentario

  1. domingo teodoro valero

    Es mejor no invertir con este impuesto al SOL

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *