Neuquén es una de las provincias de Argentina con mayores recursos energéticos. Allí se encuentra buena parte del yacimiento de Vaca Muerta y, además, la región cuenta con condiciones competitivas para desarrollar proyectos de energías renovables.

A principios del 2020 José Brillo cumplirá dos años al mando de la Agencia de Desarrollo de Inversiones (ADI) de Neuquén, organismo encargado de desarrollar proyectos para que actores del sector privado inviertan y los construyan.

En diálogo con Energía Estratégica, el funcionario comenta que el ADI ya factibilizó ocho parques eólicos, con una potencia de alrededor de 600 MW, cuatro proyectos mini-hidroeléctricos, dos geotérmicos y uno solar fotovoltaico, al norte de la provincia.

Señala que el avance de estos emprendimientos fueron favorecidos con la decisión del Gobernador provincial, Omar Gutiérrez, en adherir a la Ley nacional 27.191, que otorga beneficios impositivos a la inversión. La iniciativa pasó por la legislatura y fue convalidada de manera unánime.

“Todos los proyectos de energías renovables que tenemos suman alrededor de 1.000 MW de energías renovables, similares a un Chocón”, destaca el funcionario, en relación a la emblemática represa hidroeléctrica de 1.200 MW.

De estos emprendimientos, Vientos Neuquinos, parque eólico de 100 MW desarrollado por el ADI y EEDSA, ahora en manos de AES, estará en pleno funcionamiento durante el primer trimestre del 2020.

“Será el primer parque eólico de la Provincia de Neuquén”, celebra Brillo, al tiempo que recuerda otro avance importante: la central mini-hidroeléctrica Nahueve, de 4,5 MW, que está en procesos de construcción.

Para Brillo la reciente asunción de Omar Gutiérrez como mandatario provincial, tras haberse reelegido oportunamente, será motivo de continuidad del desarrollo de la cartera de proyectos de energías renovables que tiene el ADI.

“El Gobernador está con la firme decisión de avanzar con las energías renovables en la Provincia de Neuquén, fundamentalmente porque tenemos mucha riqueza en combustibles fósiles y, justamente, la mejor ecuación que podemos tener es: producir y consumir energías limpias, y producir y exportar gas y petróleo al mundo, generando divisas”, razona.

Consultado sobre el plano federal, Brillo manifiesta: “tenemos expectativas de que el Gobierno nacional siga apostando por las energías renovables”.

Para el dirigente, el mecanismo para impulsar emprendimientos dentro del mercado bilateral, conocido como MATER, “es una herramienta que está funcionando bien”. “Creemos que es una buena manera de desarrollar proyectos de energías renovables”, indica el titular del ADI.

Neuquén confía en avanzar con su carpeta de proyectos de energías renovables por 900 MW durante el 2020