El grupo inversionista especializado en mercados emergentes Actis anunció que su división de energías renovables, Zuma Energía, va construir la más grande planta eólica de México.

Cuando esté en operación, la planta de Reynosa aportará 424 MW de potencia al país, lo que es suficiente para 1 millón de hogares, de acuerdo con la empresa. En el campo ambiental, la iniciativa dejará de poner en la atmósfera 739.000 toneladas de CO2 al año.

Zuma Energía – formada en 2014 por Actis (80%) y Mesoamerica Investments (20%) – ha asegurado US$ 600 millones para financiar el proyecto a través del Bancomex Banobras, Nafin Santander y EKF. Se espera comenzar la operación en 2018.

Lea también: «México: un 40% de los proyectos adjudicados en licitaciones podría no construirse»

El proyecto es el primer a obtener cierre financiero para inicio de obras, luego de una serie de licitaciones de electricidad realizadas en México desde 2016. Las subastas son el primer acto del gobierno mexicano para abrir el mercado de energía del país, luego de décadas de control estatal.

Para el CEO de Zuna Energía, Adrian Katzew, con el proyecto e Reynosa pone su empresa en el liderazgo del nuevo mercado de electricidad de México. “En sólo tres años nos aseguramos un portafolio de 800 MW. Estamos asistiendo la transformación del sector de energía de México, en donde las renovables son cada vez más competitivas, además de una solución para la sustentabilidad”.

Fuente: Construcción Latinoamericana.