Macri, acompañado por la primera dama, Juliana Awada, habló ante la comitiva del desarrollo del país, la «vuelta al mundo» de la Argentina y la fijación de «reglas de juego bien claras» para los negocios, y subrayó las oportunidades para desarrollar las energías renovables y no convencionales, y las acciones tendientes a impulsar la minería en la cordillera de los Andes.

Durante el segundo día de la visita empresarial, se firmaron diez acuerdos comerciales, entre ellos, memorandos entre la compañía Jan De Nul y el Consorcio de Gestión del Puerto de Quequén; la Agencia de Apoyo a los Negocios de Bruselas con la Red Argentina de Municipios frente al Cambio Climático (Ramcc); Brouwerij Huyghe y Rosario Emprendimientos, SCKCEN y Nucleoeléctrica Argentina (NASA), y la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC) con la Cámara de Comercio e Industria de Flandes.

En el marco de la visita, el canciller belga, Didier Reynders, reiteró el apoyo de su país a la candidatura argentina a la OCDE y al acuerdo de asociación del Mercosur con la Unión Europea.

Fuente: Cronista.