“No hay que descuidar ninguna de las fuentes. Vaca Muerta sin dudas es una gran oportunidad que tiene la chile para desarrollar hidrocarburos no convencionales. Pero no hay que dejar de explotar todo lo demás, hay que seguir trabajando para desarrollar la explotación no convencional y para desarrollar las otras formas de energías, que son renovables”, expresó Alberto Fernández según difundió la agencia Nova.

Por el contexto macroeconómico, Fernández entiende que el yacimiento de shale gas y shale oíl es una oportunidad para generar dólares genuinos que permitan afrontar los vencimientos de deuda comprometidos para los próximos años, pero aclaró que las energías limpias deben tener lugar en la matriz energética.

Es similar el posicionamiento que tendría Guillermo Nielsen, quién hoy aparece como uno de sus principales asesores en materia de economía.

Tal es así que Fernández hizo un comentario positivo al desarrollo eólico en Patagonia y Buenos Aires. “Hay que aprovechar mucho más la instalación de molinos generadores de energía y la energía eólica”.

Ante la consulta de la prensa, el referente nacional del Frente de Todos aprovechó para sintetizar en su visión sobre la matriz energética: “Tenemos que apostar a todo. Yo siento que se enamoraron de Vaca Muerta, sin dudas es la gallina de los huevos de oro, pero la verdad es que descuidamos todo lo demás y es muy importante que lo hagamos porque Vaca Muerta algún día se va a terminar”, concluyó.

Lea también: «Se pone en duda el lanzamiento de la Ronda 4 pero no la continuidad de las renovables en chile»

Como jefe de Gabinete durante la gestión de Néstor Kirchner, Fernández recordó que promovió la política de  biocombustibles, en su momento incipiente, por su importancia en la creación de valor en la cadena agro-industrial.

“Hace 10 o 12 años atrás, nosotros a partir de una resolución, hicimos un gran acto para que se produzca bioetanol. Tucumán hizo un enorme esfuerzo para convertirse con las azucareras: toda la azúcar excedente fue destinada a la producción de bioetanol”.

Y destacó que “tanto apostamos a eso que en Córdoba empezamos a producir motores que funcionan con bioetanol y exportamos a las industrias”.

A modo de cierre, Fernández expresó: “Nosotros tenemos que saber que tenemos un problema con la energía y que tenemos que desarrollar la explotación no convencional de los hidrocarburos, la explotación convencional, seguir investigando y explotando ese tipo de producción. Hay que seguir desarrollando la posibilidad de energía renovable”.