A nivel mundial, Vector Cuatro es reconocido principalmente por su servicio de asesoría técnica para proyectos de generación a partir de fuentes renovables.

Adicionalmente, su linea de M&A y Asesoramiento Financiero con fuerte penetración en Europa, fundamentalmente en España, empieza a dar sus primeros pasos en mercados latinoamericanos.

En México, la coyuntura ya le exige destacar con informes periciales para valoración de daños durante procedimientos judiciales y arbitrajes de inversión.

Entre sus antecedentes, se destaca haber ayudado a clientes a negociar la cancelación de un PPA acordado previamente con un off-taker en México.

En estos casos de procesos judiciales que fallaron a favor del cliente, Vector Cuatro se ocupó de la revisión de la documentación necesaria, el análisis de las prácticas típicas del mercado, entre otras.

«En uno de los casos en México, acompañamos a un cliente en procesos de arbitraje durante la compra de unos desarrollos. Nosotros como independientes revisamos el estado del proyecto, lo contrastamos con lo acordado y con las prácticas que son tendencia en el mercado, para realizar nuestro aporte», ejemplificó César Sierra, gerente de Desarrollo de Negocios de la empresa.

En lo relacionado al mercado de CEL en el que más de 20 empresas solicitaron amparos ante las últimas modificaciones en los criterios para reconocer certificados, Vector Cuatro promueve servicios adicionales como análisis de daños económicos sobre proyectos de clientes, que finalizan en un reporte técnico y financiero que resulta de peso para este tipo de procesos.

Asociaciones del sector renovable como ASOLMEX y AMDEE advierten que los nuevos lineamientos suponen un riesgo para cumplir con los compromisos internacionales de mitigación del cambio climático, además de producir una desaceleración en el crecimiento del sector, ya que los CEL constituyen el principal mecanismo para el desarrollo de nuevas plantas de energía limpia, entre ellas energías renovables.

Aquel cambio, junto con el de la cancelación de la cuarta subasta a largo plazo y otras modificaciones regulatorias habrían puesto en riesgo nuevas inversiones de privados en el sector.

En respuesta a esto, un nuevo equipo se conformó dentro de la compañía para tratar puntualmente los asuntos regulatorios, entre los que se destacan en el mercado mexicano: CEL, código de red, análisis de mercados, etc.