LIX JUNTA DE EXPERTOS OLADE: América Latina y el Caribe se unen para enfrentar desafíos energéticos

En la sede de la Organización Latinoamericana de Energía (OLADE) en Quito, Ecuador, tuvo lugar la LIX sesión ordinaria de la Junta de Expertos, órgano asesor del organismo que contó con la participación de las delegaciones de Estados Miembros.

En respuesta a los retos y oportunidades que plantea el panorama energético global, los Estados Miembros de OLADE se dieron cita para abordar de manera conjunta los desafíos que se presentan en el sector energético. Representantes de las instancias gubernamentales del sector energía abordaron los desafíos y oportunidades de sus países y su incidencia en la región, con el objetivo de impulsar la cooperación y el desarrollo energético de América Latina y el Caribe.

Andrés Rebolledo, Secretario Ejecutivo de OLADE, dio la bienvenida a las delegaciones de los Países Miembros y destacó que la Junta de Expertos proporciona soporte técnico y asistencia a la Reunión de Ministros y a la Secretaría Permanente, en relación con el cumplimiento de los objetivos y funciones de la organización, en correspondencia con las necesidades de los Estados Miembros.

Por su parte, la Presidencia de la LIX Junta de Expertos, a cargo de Venezuela, resaltó que la energía juega un rol muy importante en la integración; que es evidente la inestabilidad que en la actualidad está afectando a los mercados energéticos a nivel mundial, lo que sin duda implica un impacto directo en nuestras poblaciones. La región tiene abundantes recursos energéticos, por lo que Venezuela hace un llamado a la integración energética, con el apoyo de OLADE.

La Vicepresidencia de la LIX Junta de Expertos, a cargo de Argentina, destacó que América Latina y el Caribe cuenta con importantísimas y variadas fuentes de energía, lo que le permite a la región pensar en la complementariedad como una fase destacada para avanzar en la integración y garantizar la seguridad energética para los pueblos.

Uno de los temas fundamentales que se abordaron durante este encuentro fue la explotación responsable de los recursos minerales en la región. Se enfatizó en que América Latina y el Caribe cuenta con una abundante riqueza mineral, y se hizo hincapié en la necesidad de establecer marcos regulatorios sólidos y una gobernanza adecuada para garantizar que esta explotación sea sostenible y respetuosa con el medio ambiente.

Además, se resaltó la importancia de la integración energética y específicamente la gasífera como una vía para fortalecer la seguridad energética de la región. Las autoridades enfatizaron la necesidad de impulsar proyectos conjuntos que aprovechen las complementariedades entre los países y faciliten un suministro estable y confiable.

En la sesión también se puso relevancia en la seguridad energética en el contexto actual, de post pandemia y los eventos climáticos extremos. Los delegados destacaron la importancia de contar con políticas que garanticen un suministro eléctrico ininterrumpido y fomenten la diversificación de las fuentes energéticas para hacer frente a situaciones de crisis.

Asimismo, se abordó la necesidad de seguir promoviendo el uso de energías renovables en la matriz energética regional. A pesar de reconocerse los avances realizados en este ámbito, se identificó una ralentización en la incorporación de energías renovables en las matrices energéticas. Los participantes enfatizaron la importancia de continuar incentivando estas fuentes y su integración en los planes de desarrollo energético.

La Junta de Expertos contó con la activa participación de los representantes de los Estados Miembros que atendieron la convocatoria realizada por la Secretaría Permanente de OLADE. Los delegados compartieron experiencias y buenas prácticas en el ámbito energético. La cooperación y el intercambio de conocimientos entre naciones fueron destacados como elementos clave para alcanzar una transición energética exitosa y sostenible.

OLADE reafirmó su compromiso de seguir apoyando a los países de la región en la búsqueda de soluciones energéticas integrales y sostenibles. Se hizo hincapié en la importancia de trabajar de manera conjunta para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible y asegurar un futuro energético seguro y próspero para las generaciones venideras.

La energía juega un papel fundamental en el desarrollo y bienestar de los países, y América Latina y el Caribe están determinados a enfrentar los desafíos energéticos actuales y futuros con una visión colaborativa y sostenible.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *