¿El Gobierno mantuvo la postura de ingresar al Congreso el proyecto de Ley «larga» de distribución en marzo de 2020?   

Sí, efectivamente nos confirmaron que marzo 2020 sigue siendo la meta para ingresar el proyecto de Ley larga al congreso.

Ya tienen un gran avance y están en esta etapa considerando el feedback de los diversos gremios y afectados. Pensamos que es una excelente instancia de participación y agradecemos el tiempo y el esfuerzo del ministerio.

¿Qué principales reformas a la distribución propuestas por el Gobierno acuerdan que deben ser impulsadas por esta Ley? 

Desde el inicio de la conversación hemos apoyado la idea del comercializador con una estructura que separa la comercialización de la energía de la administración de las redes. De esta forma estamos convencidos que se podrá lograr mayor competencia con una oferta más diversificada y mayor calidad de servicio. Además, esperamos bajas en la tarifa para el cliente final.

Otro tema sensible es la propiedad y gestión de la Información de los clientes finales. Se considera la implementación de un gestor independiente y esperamos que el flujo y la gestión de la información será controlado 100% por el cliente final. Es una gran oportunidad para eliminar asimetrías de información actualmente existentes.

Muy positivo vemos también que se están analizando opciones de cómo armonizar los sistemas de autogeneración con los clientes libres. Ya en nuestros comentarios sobre los cambios en la Norma técnica del netbilling hemos mencionados la necesidad a crear una opción viable que permite a usuarios de la red incorporar sistemas de autogeneración, como plantas solares, al estilo del sistema netbilling para clientes libres. Para ellos, un sistema PMGD no es factible y el netbilling no permitido. Estamos convencidos que se puede encontrar una buena formula para permitir a estos clientes la posibilidad a generar energía limpia y ahorrar costos. La idea del concepto del autoconsumo es clave.

En diversas ocasiones también hemos mencionados las grandes ventajas de un sistema de bidireccionalidad. Entonces, un sistema donde la distribuidora debe considerar que el cliente consume y genera siendo así más usuario que consumidor. La mayor penetración de generación distribuida podría bajar de forma significativa perdidas en la red y reemplazar ciertas inversiones en la infraestructura. Entendemos que la bidireccionalidad todavía forma parte del proyecto.

¿Advierten que algún punto de los propuestos por el Gobierno en su Ley “larga” pueden afectar las inversiones en el sector de las energías renovables?   

Absolutamente. Como se puede ver, muchos de los temas que hemos nombrados desde hace tiempo se reflejan en el proyecto. La incorporación de la comercializadora y la gran posibilidad de nuevos modelos de negocio deberían atraer grandes inversiones en el sector de la generación distribuida a base de fuentes renovables y los sistemas de almacenamiento que representan un asociado estratégico de las energías renovables.

Como gremio del rubro solar vemos muy positivo los cambios propuestos y esperamos que todavía se podrá considerar un mayor empoderamiento del cliente final sea en la gestión de su información y el uso de la red de forma bidireccional.

¿Con la incorporación de la figura del comercializador de energía se pueden prever más licitaciones de energías renovables entre privados? ¿qué debería regularse en este punto? 

Es probable que el nuevo esquema va a generar la necesidad de licitaciones en mayor cantidad y de forma más dinámica. Junto con la existencia de “traders” de energía se requiere reforzar y ampliar regulaciónes en este aspecto. No tenemos mayores detalles pero entendemos que el ministerio también tiene identificado esa necesidad.

¿Qué rol consideran que tendrán los PMGD y pequeños sistemas de generación distribuida en la flexibilidad del sistema? ¿qué barreras que tienen hoy en su desarrollo se podrían eliminar con la Ley larga? 

En general los sistemas de generación distribuida pueden aportar significativamente a la flexibilidad del sistema la cual se requiere cada vez más. Los sistemas solares como medio de generación distribuida junto con sistemas de almacenamiento y control de demanda representan hoy día una solución técnicamente y económicamente viable. Una barrera principal son los actuales esquemas de precios que otorgan un valor muy bajo a la flexibilidad.

Otra barrera nuevamente es la desigualdad de condiciones que actualmente existe. La implementación del comercializador y gestor de información debería apoyar romper está barrera.