La iniciativa, que figura con el número de expediente 2657-D-2015 ingresó  ala Comisión de Energía y Combustibles de la Cámara de Diputados el 13 de mayo, en un contexto en que las autoridades de Salta están realizando jornadas de capacitación y difusión sobre la conveniencia de utilizar energías alternativas.

Vilariño sostiene que «durante la primera quincena del mes de mayo del corriente, la provincia de Salta llevó a cabo la primera evaluación de resultados de proyectos del Banco Mundial debido a que es la región donde se instaló la mayor cantidad de sistemas individuales para familias campesinas, y cuenta con un gran avance en la identificación de posibles usuarios para instalaciones de paneles solares, mini redes y sistemas de cocción y calefacción«.

El objetivo es analizar el resultado de las financiaciones efectuadas en la provincia a través del Proyecto de Energías Renovables en Mercados Rurales (Permer), en lo referido a la instalación de sistemas fotovoltaicos para familias de zonas rurales.

Al respecto, los días 9 y 10 de mayo la Misión del Banco Mundial, liderada por la especialista en energía de dicha entidad Lucía Spinelli y los profesionales Arndt Rudiger Reichter y Jefrey Flory recorrieron diversas localidades donde se colocaron paneles solares y mini redes eléctricas.

Además, los días 11 y 12 se programó la realización de talleres destinados a investigadores de la Universidad Nacional de Salta y a técnicos implicados en el mantenimiento de los equipos, así como reuniones con empresas instaladoras, consultoras y autoridades de las provincias del norte, como Catamarca, Jujuy y Tucumán para interiorizarlos en ésta campaña de medición.

Las autoridades salteñas y el directorio del Ente Regulador de los Servicios Públicos, recibieron formalmente a la comisión del Banco Mundial el 11 de mayo a las 10 horas en las oficinas del organismo.

La ejecución del PERMER está a cargo de una Unidad de Coordinación de Proyecto (UCP) que funciona en el ámbito de la Secretaría de Energía de la Nación y que está constituida por un Coordinador General y un equipo técnico. Por su parte, en cada provincia adherida al Proyecto funciona una Unidad Ejecutora del Proyecto (UEP), que en el caso de Salta funciona en el ámbito del Ente Regulador de Servicios Públicos con funciones y responsabilidades de asistir a la Provincia en el monitoreo, administración y supervisión del Proyecto.

Ello en el marco de los Convenios de Participación en el PERMER firmados por el Sr. Gobernador actuante y el Sr. Secretario de Energía y Minería de la Nación el 14 de Diciembre de 2001 (refrendado por Decreto 925 de Junio/2003) y el 29 de Diciembre de 2009 (refrendado por Decreto 3196 de Agosto 2010). El servicio eléctrico debe estar concesionado. En Salta se cumple con dicha norma con ESED S.A.

El PERMER se financió inicialmente con un préstamo del Banco Mundial (U$S 30 Millones), una ampliación de dicho préstamo (U$S 50 Millones), una donación del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (U$S 10 Millones), Fondos Eléctricos, aportes de los Concesionarios provinciales y de beneficiarios.

Auspiciosamente, el Directorio Ejecutivo del Banco Mundial aprobó el pasado martes 7 de abril nuevos proyectos para Argentina por 265 millones de dólares, destinados a ampliar el acceso a energías renovables para poblaciones rurales aisladas, conservar bosques nativos y proteger áreas naturales vulnerables, correspondiéndole al PERMER 200 millones de dólares para la realización de su segunda etapa, reembolsable en 35 años y con un período de gracia de 4,5 años.

Actualmente el Proyecto se está ejecutando en las provincias de Jujuy, Salta, Tucumán, Santiago del Estero, Chaco, Chubut, Catamarca, Misiones, Río Negro, Neuquén y San Juan a las que le seguirán aquellas provincias que firmaron acuerdos para implementarlo (Córdoba, Mendoza, San Luis, Santa Fe y Tierra del Fuego). De esta manera, la expansión del programa PERMER permitirá llegar a 725 mil personas con la instalación de paneles solares, mini-redes y sistemas eólicos, a los que se sumarán termo tanques y cocinas solares en escuelas e instituciones públicas dispersas.