Esta ley prevé que cada hogar pueda generar energía, y de manera alterna, usar la energía que provee la red de distribución en horas de mayor consumo, pero también inyectar la energía que se produce en la vivienda en horas donde se reduce el consumo en el hogar, logrando así un balance que será computado en la facturación. Se crea un nuevo sujeto en la relación, es el usuario consumidor que también produce su energía” explico él legislador.

Agregó que: “El mayor problema cuando hablamos de este sistema de generación energética son los costos, y si bien cada día se van reduciendo de manera notable, claramente hoy todavía constituye una limitación, por eso la ley justamente crea un fondo para el acceso a créditos cuyas cuotas van a ser similares al costo de las facturas, con lo cual estaríamos en condiciones de instalar por ejemplo paneles solares en nuestras casas y pagar el crédito con un costo similar al que hoy pagamos nuestras facturas, en un plazo que irían de 6 a 8 años, y después aprovechar completamente el sistema por muchos años más solo con costos de mantenimiento.

Lea también: «A partir del nuevo plan “Prosumidores” Santa Fe se despega aún más de la Ley nacional de Generación Distribuida»

A este fin la ley 27.424, crea un “Fondo Fiduciario para el Desarrollo de la Generación Distribuida (Fodis), por 500 millones de pesos, para dar créditos a quienes implementen sistemas de generación distribuida a partir de fuentes renovables; y también un “Régimen de Fomento para la Fabricación Nacional de Sistemas, Equipos e Insumos para Generación Distribuida a partir de fuentes renovables (Fangised)” que dará un bono fiscal a firmas que investiguen, diseñen o desarrollen inversiones vinculadas a la generación energética vía fuentes renovables”.

Finalmente dijo que: “No hay motivo alguno para demorar la adhesión de la provincia a este importante instrumento que nos abre oportunidades, por eso pedí formalmente al gobierno que impulse y promueva esta ley y confío que muy pronto la Legislatura provincial lo hará. Hay un camino de oportunidades para hacer crecer este sector, atraer inversiones, fortalecer la actividad económica vinculada a la instalación y mantenimiento de instalaciones de energías renovables, y fundamentalmente crear empleo”.