Mariano Ramírez tiene la suerte de trabajar en un oficio que desde hace tiempo se transformó en la pasión de su vida. Es además de un profesional de Mendoza con amplios contenidos en la materia, un verdadero entusiasta y estudiante de la energía renovable. En contacto con Energía Estratégica, comparte sus conocimientos.

¿Cuales son los principales aspectos que se deben tener en cuenta a la
hora de instalar un panel solar?

La decisión de usar energía eléctrica proveniente de la radiación solar mediante la conversión  fotovoltaica debe determinarse básicamente tras un estudio técnico y económico que permita determinar la viabilidad de llevar a cabo dicha instalación.

El resultado de un análisis técnico es excluyente en la decisión de instalar un sistema fotovoltaico. En tanto, un análisis económico y financiero en sistemas de consumo particular (sin inyectar energía a la red) no siempre resulta útil si no existe otra alternativa tecnológica superadora que cubra la necesidad.

Básicamente, los requerimientos a tener en cuenta para instalar una usina fotovoltaica pueden ser:

  • Determinación de las necesidades de consumo a cubrir, en tiempo y forma
  • Conocimiento sobre la oferta disponible del recurso solar, el cual está íntimamente relacionado con la latitud del lugar y las condiciones climáticas
  • Elección del equipamiento acorde a la intensidad y modo de uso
  • Estudio del emplazamiento de la instalación, buscando la mayor captación solar diaria y evitando la aparición de sombras a lo largo del año
  • Análisis de la viabilidad económica frente a otras alternativas energéticas, si la situación lo amerita.  

¿Y un calefón solar?

Los requerimientos principales para analizar la posibilidad de acceder a agua caliente sanitaria mediante sistemas de calentamiento solar térmico, al igual que los sistemas fotovoltaicos se emplea prácticamente el mismo principio de análisis.

Se evalúa la oferta solar disponible frente a la demanda energética del usuario durante el año. Como complemento a ello, si el escenario del lugar y la tecnología actual así lo permiten se puede estar en condiciones de acceder al uso de dicha alternativa energética 

A ello se debe sumar también, para el caso del calentamiento solar de agua, que se debe disponer de un apoyo que funcione con energía convencional que permita cubrir el 100% de dicha demanda cuando el sistema lo requiera, ya sea por inclemencias climáticas, por un consumo extra no contemplado, entre otros.

En el mismo sentido, un estudio técnico permitirá evaluar las condiciones del lugar donde se instalará el equipo para abastecer los consumos calculados de agua caliente en una familia teniendo en cuenta el recurso solar disponible.

Mientras que un análisis económico, tanto para sistemas fotovoltaicos como fototérmicos, nos permitirá determinar la decisión de emplear una alternativa de energía renovable frente al uso de la energía convencional, en cuanto a una comparación de desembolsos económicos durante la vida útil del equipo que se esté evaluando.

En términos generales para una evaluación económica, cualquier instalación generadora de energía eléctrica, o para calentamiento de agua sanitaria y/o calefacción proveniente de recursos renovables en el que cual se amerite su aprobación técnica y no se contemple la posibilidad alternativa de uso de energía eléctrica de red ni de gas natural. Dicha instalación es económicamente viable.

¿Tiene alguna historia que le parezca interesante para compartir?

Me gustaría compartir una anécdota que tuve cuando cruce a Chile en 2014. Es admirable ver como se está desarrollando el vecino país en el empleo de energías no convencionales. Apenas llegaba al primer pueblo cuando cruzaba a la altura de Neuquén muchas viviendas y hoteles empleaban sistemas térmicos solares y hasta calefacción por caldera por medio de biomasa de pellets. A lo largo de su ruta principal, que une el sur con el norte del país, muchas estaciones de servicio empleaban sistemas solares térmicos, fotovoltaicos y eólicos para sus diversos usos. Siendo ello posible mediante legislaciones para el apalancamiento en dicho uso

Es necesario aclarar que Chile no posee explotación de petróleo ni gas, si tienen algunas pequeñas centrales hidroeléctricas en la cordillera y grandes centrales de carbón, pero que no alcanzan a cubrir la demanda. Tampoco disponen de gas natural lo cual lleva a tener una vida muy cara en la obtención de agua caliente sanitaria, calefacción y electricidad.

Las tarifas chilenas de gas de garrafa, tubo y electricidad hoy en día rondan valores de hasta 10 veces más de lo que se paga en Argentina. Esto ha llevado a pensar su política de abastecimiento energético durante muchos años a tal punto que hoy en día su matriz energética es semejante a la de Uruguay. Hoy Chile es líder en América Latina, disponiendo del parque fotovoltaico de mayor generación, como así también a la construcción de la planta termo solar de concentración única en América del Sur. Sumado a ello la legislación en el uso de las EE.RR a pequeña escala ha permitido acceder a fondos para la implementación de sistemas térmicos solares de uso doméstico.

¿Cuáles complicaciones se pueden presentar a la hora de hacer la conexión?

Cuando se opta por emplear un sistema térmico solar para calentamiento de agua, dentro del análisis técnico se evalúa el posible inconveniente del conexionado y emplazamiento de la instalación. En este sentido, se debe evaluar las características geométricas y técnicas del techo de la vivienda junto a su tanque acumulador de agua.

Asimismo, si se desea conectar el equipo a uno ya existente de modo que éste último funcione como economizador de combustible y/o electricidad hay que realizar una pequeña modificación, pero nada que un plomero no pueda solucionar. Y que hasta uno mismo puede solucionar.

Lo mismo ocurre con los sistemas fotovoltacios. Una vez dimensionada la instalación y verificadas las condiciones técnicas y climáticas del lugar, los equipos son de fácil instalación, ya que son diseñados y fabricados para que cualquier persona con mínimos conocimientos técnicos pueda instalar su propio sistema solar térmico y/o fotovoltaico.