La CRE aceptará sólo 15 trámites de proyectos de energía eléctrica al mes y 50 petroleros: incertidumbre para las renovables

“Previo a este comunicado, estaba todo parado, a pesar de recibir solicitudes no se tenía certidumbre en el tiempo de resolución. Entonces, es un avance, pero nuevamente la regulación se queda corta y su alcance es insuficiente”, advierten desde Admonitor.


Gabriela Francovigh

Por

gabriela.francovigh@energiaestrategica.com

El pasado 28 de febrero se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF), el acuerdo en el que la Comisión Reguladora de Energía (CRE) reanuda plazos y términos legales.

Ese mismo día la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria (CONAMER) aprobó la medida por lo que entró en vigor a partir de marzo del 2023.

En total los folios serán asignados conforme a lo siguiente: 50 al mes en materia de hidrocarburos, 15 de electricidad y 120 en pre registros. Según la resolución, el número de atención de trámites mensuales podrá incrementarse una vez que se atienda la totalidad de los asuntos que se refieren la acción primera.

En este marco, ejecutivos Admonitor, firma especializada en dar transparencia sobre el Mercado Eléctrico Mayorista (MEM), confían a Energía Estratégica: “Previo a este comunicado, estaba todo parado, a pesar de recibir solicitudes no se tenía certidumbre en el tiempo de resolución. Entonces, es un avance, pero nuevamente la regulación se queda corta y su alcance es insuficiente”.

“Es una muestra de que la CRE tiene que emitir este tipo de regulaciones, pero carecen de robustez todavía. Específicamente para la reanudación de plazos: el acuerdo que se publicó queda distante de lo que el sector requiere”, argumentan.

Golpeados en los últimos años por demoras en los permisos por parte de la CRE y la cancelación de subastas para proyectos de energías limpias, el sector privado ve el acuerdo como una buena noticia, pero con muchos asegunes.

En tanto, los expertos de Admonitor comentan:La resolución debería llevar un transitorio que indique los tiempos que se tomará la Comisión Reguladora de Energía para desahogar todas las solicitudes que tiene en la mesa hoy en día”.

“La CRE no confirmó qué pasará con todas las solicitudes que se emitieron en la pandemia.  Estas quedaron inciertas y pueden tardar años”, aseveran.

En este sentido, afirman que no hay transparencia desde el órgano regulador: “A pesar de que la medida es clara en cómo se debe evaluar, el dictamen es incierto. El instrumento, solo da certeza del número de solicitudes que se van a ingresar, pero los criterios de evaluación siguen siendo poco nítidos. La CRE emite solo un dictamen de rechazo o aprobación sin dar suficiente sustento de los parámetros analizados”.

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *