Paolo Pallotti, gerente general de Enel Chile, sostuvo: “El inicio de la construcción de la planta fotovoltaica Campos del Sol, como parte de nuestro plan de desarrollo de 1.1 GW para 2019-2021, es un paso más en nuestra estrategia sostenible para reducir la huella de carbono al aumentar la capacidad renovable en nuestra cartera».

Y amplió que «este hito, en el mismo año en que Chile está organizando la COP 25, confirma nuestro compromiso con el plan de descarbonización del país lanzado en junio pasado y destinado a eliminar por completo las plantas de carbón al 2040”.

El parque contará con cerca de un millón de paneles PV bifaciales, tecnología que maximiza la generación de energía al capturar la radiación solar de ambos lados del panel, generando en promedio un 12% más de electricidad que los módulos convencionales.

El sitio de construcción contará con maquinaria de última generación guiada y controlada por GPS, un dron autónomo monitoreará las obras, y se utilizarán tablets para integrar la información de forma digital a través de varias plataformas y en tiempo real, impulsando la productividad y la eficiencia del proyecto durante la fase de construcción.

Como parte del proceso de desarrollo, Enel Green Power ha iniciado un diálogo permanente con cinco comunidades indígenas Colla, que reúnen casi 100 personas, para identificar la mitigación del impacto y cómo este proyecto puede generar valor para estas comunidades.

Como resultado de este proceso, se ha diseñado un plan compartido con proyectos a corto, mediano y largo plazo, en línea con las prioridades de las comunidades y los objetivos sostenibles de la compañía, como por ejemplo el desarrollo de una iniciativa de turismo sostenible en la que ya se está trabajando junto a la ONG nacional Fundación Rondó.