H2 Colombia define los ejes de trabajo para acelerar los 28 proyectos de hidrógeno en desarrollo

La Asociación Colombiana de Hidrógeno explica 3 pilares fundamentales a mejorar en el país para poder cumplir con las metas establecidas. También advierte la urgencia de beneficios tributarios y de un Sandbox Regulatorio, que permita promover la innovación y adaptar las normativas a las necesidades específicas de esta tecnología emergente.


Gabriela Francovigh

Por

gabriela.francovigh@energiaestrategica.com

A pesar de que los costos continúan siendo un desafío, en Colombia, el hidrógeno verde emerge como una prometedora alternativa para la transición hacia una matriz más sostenible. 

En línea con esos objetivos, la Asociación Colombiana de Hidrógeno (H2 Colombia), bajo la dirección ejecutiva de Mónica Gasca, está liderando los esfuerzos para impulsar la industria del hidrógeno en el país.

Durante una entrevista exclusiva con Energía Estratégica, Gasca comparte los principales ejes de trabajo de H2 Colombia para acelerar los 28 proyectos de hidrógeno en desarrollo y cumplir con las metas establecidas para 2030.

“Con una cartera de proyectos que incluye 28 iniciativas en desarrollo, H2 Colombia se enfoca en construir una base sólida para la producción y utilización del hidrógeno verde en el país. La mayoría entrarán después del 2035 porque son grandes de 5 GW que necesitan tiempo para construirse. Dentro de ese portafolio, tenemos en desarrollo 15 GW de electrólisis y una planta de hidrógeno azul de 190 kilotoneladas”, explica.

Según Gasca, para acelerar la entrada en operación de estos proyectos y cumplir sus ambiciosas metas, H2 Colombia ha definido tres ejes de trabajo clave a mejorar: financiamiento, demanda e infraestructura.

En cuanto al financiamiento, la especialista destacó la importancia de asegurar recursos para proyectos de gran envergadura. 

“En colaboración con la Unión Europea, H2 Colombia está trabajando en una propuesta de facility de financiamiento para Colombia, que permitirá canalizar recursos hacia los proyectos de hidrógeno a gran escala”, señala.

La experta cree que la meta del precio establecido de 1.7 dólares por cada kilogramo de hidrógeno al 2030 podría cumplirse, sin embargo, advierte que la suba del 30% en los costos de los electrolizadores a nivel mundial han complicado esa posibilidad.

Teniendo en cuenta ese incremento, la especialista estima: “Puede ser que los proyectos más competitivos logren ese precio pero otros tendrán un valor un poco más alto. Hemos calculado un precio de 2,1 dólares por kg que igual sigue siendo muy competitivo”.

En lo que respecta a la demanda, H2 Colombia busca promover el uso del hidrógeno verde a nivel nacional, tanto para exportación como para consumo interno. A través de un estudio en colaboración con la UE, la asociación está identificando las industrias locales que podrían utilizar hidrógeno verde y evaluando sus necesidades específicas.

Como tercer eje, H2 Colombia está colaborando con el Banco Mundial y la Agencia Nacional de Infraestructura para identificar los puertos más convenientes para la exportación de hidrógeno y determinar las inversiones necesarias para modernizarlos.

Además, Gasca resalta la importancia de establecer un marco regulatorio claro y preciso para el sector del hidrógeno en Colombia. En este sentido, destaca la necesidad de implementar un Sandbox Regulatorio, que permita promover la innovación y adaptar la regulación a las necesidades específicas de esta tecnología emergente.

También, advierte la necesidad de aplicar beneficios tributarios a los privados tanto para el hidrógeno como para combustibles sintéticos: “No podemos solamente centrarnos en el hidrógeno, porque estamos viendo que la exportación se basa en los derivados. Hay un mundo de oportunidades para los combustibles sintéticos. También se necesitan incentivos en la demanda para que las industrias consuman hidrógeno localmente”. 

De esta forma, H2 Colombia está trabajando incansablemente para impulsar la industria del hidrógeno en el país, con el objetivo de cumplir con las metas establecidas para 2030 y situar a Colombia como un actor clave en la producción y utilización del hidrógeno verde a nivel mundial.

Tenemos una meta como país muy ambiciosa a 2030 que nos ha situado como uno de los países más competitivos en la producción de hidrógeno y como un socio a nivel mundial para países como Alemania o Corea. Por eso tenemos que trabajar en conjunto con todos los agentes”, afirma.

Y concluye: “No solo es responsabilidad del gobierno, decirnos qué hacer. Desde el sector privado también tenemos que ser muy propositivos. Y uno de los objetivos de la asociación es adelantar estos estudios para que el gobierno pueda tomar esas decisiones de manera acertada”.

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *