Gustavo Pérego es Director Comercial de ABECEB, con más de quince años de experiencia en organismos oficiales y empresas locales e internacionales, se especializa en la gestión de proyectos complejos, innovando en políticas públicas de impacto con foco sectorial y provincial.

En diálogo con Energía Estratégica, el especialista observa que en el corto plazo los adjudicatarios de proyectos de energías renovables del Programa RenovAr tendrán dificultades para tomar créditos a tasas competitivas, sobre todo para grandes emprendimientos.

Pérego explica que financiar un proyecto adjudicatario de la Ronda 2 requiere de tasas bajas, hoy poco accesibles tras la fuerte suba del riesgo país.

En el momento que fueron adjudicados los 88 proyectos por 2-043 MW, en diciembre del año pasado, el riesgo país argentino rondaba los 450 puntos básicos. Ahora se encuentra por arriba de los 770 puntos.

Otro aspecto que resalta el Director Comercial de ABECEB es que el que compra la energía es CAMMESA que, más allá de las garantías FODER o del Banco Mundial, como off-taker no genera confianza en esta coyuntura.

Según economistas del sector, antes de la crisis financiera que se desató en mayo los créditos que podía obtener el sector privado rondaban en una tasa del 7 por ciento, ahora, con este riesgo país, puede llegar al 13 o 14 por ciento, las cuales se tornan inviables para la Tasa Interna de Retorno (TIR) con el que fueron diseñados los proyectos de la Ronda 2.

Cabe destacar que los precios logrados en esa última licitación del Programa RenovAr fueron significativamente bajos a comparación de los adjudicados en las dos primeras.

En la Ronda 2 los proyectos eólicos llegaron a un precio promedio de 40,91 dólares por MWh y los solares a 42,84 dólares por MWh, mientras que el promedio de las otras dos licitaciones oscilan en un precio de 57 dólares por MWh para solar y 55 dólares por MWh para la eólica.

No obstante, el Director Comercial de ABECEB pronostica que al mediano plazo el mercado de las energías renovables volverá a tomar vida: “seguirá siendo una buena oportunidad porque es un sector que tiene dinámica propia”, sostiene.

Señala que en este momento “se está en un proceso de estabilización (financiera) para que el mercado comience a moverse nuevamente”. “Va a empezar a darse hacia fin de año un inicio de rebote”, entusiasma Pérego.

Sostiene: “creo que el Gobierno está yendo en el sendero correcto en lograr el déficit cero el año que viene y buscar un superávit primario del 1 por ciento al 2020, lo que es una señal clara a los mercados, independientemente de la volatilidad en el tipo de cambio, que tiene que ver con la lógica de la plaza”.

Fuente: ex Ministerio de Hacienda.

El lunes pasado, el ahora ministro de Economía, Nicolás Dujovne, expuso en conferencia de prensa cuáles son las proyecciones del Gobierno nacional para reducir la balanza fiscal.

Fuente: ex Ministerio de Hacienda.