GoodWe está de estreno en América Latina y el Caribe. Y para beneficio del sector solar local, la nueva oferta de este fabricante chino líder a nivel global está arribando a la región.

Entre los productos GoodWe destinados a grandes plantas fotovoltaicas, el inversor serie HT ya se puede adquirir por compra directa o distribuidores oficiales de la marca.

“Una novedad es que empezamos a exportar desde China directo para Latinoamérica el inversor HT en su versión de 100, 120 y 136 kW, como así también la versión más grande hasta 250 kW”, señaló Jorge Visoso, gerente de ventas para Latinoamérica de GoodWe.

No es menor que los nuevos proyectos fotovoltaicos de la región accedan a este producto. La nueva serie HT incorpora fortalezas técnicas destinadas a lograr mayores ahorros en la instalación, mejorar la productividad y diversificar las opciones de monitoreo disponibles.

Aquello es algo que Goodwe supo implementar también en su oferta para sectores más pequeños. Este semestre presentaron mejoras a productos ya existentes para residenciales, comerciales e industriales.

“Ampliamos la capacidad de corriente de entrada, las protecciones y la monitorización”, detalló Visoso a este medio.

Goodwe también está prestando mucha atención a proyectos solares híbridos con storage. Tras ser distinguido en 2020 como el productor de inversores para almacenamiento de energía número 1 a nivel mundial por Wood Mackenzie, apuntaría a reforzar su cuota de mercado en plazas estratégicas de América Latina y el Caribe con una propuesta renovada.

Según reveló Visoso, Goodwe tendrá disponible su nueva oferta para almacenamiento antes de que finalice este semestre:

“Lanzaremos un inversor para almacenamiento en el sector comercial e industrial. Se trata del ETC 100kW, que tendrá una producción limitada”.

Con la reactivación de la demanda en China, la capacidad de producción para cubrir la demanda local será grande, pero eso no relega la llegada de inversores a este continente. La barrera con la que se ha encontrado GoodWe al igual que toda la cadena de valor es la escasez de componentes electrónicos, de microchips y semiconductores.

“Muchos fabricantes tienen importantes demoras de entregas de inversores. En Goodwe nuestro tiempo de producción promedio sólo se ha visto comprometido de tres semanas a cuatro semanas. Por lo que, seguimos tomando órdenes de compra y no hemos cancelado ninguna entrega. Seguimos avanzando”, aseguró Jorge Visoso, gerente de ventas para Latinoamérica de GoodWe.