La iniciativa, que ingresó a la cámara alta bajo el número de Expediente 4599/16 (Ver Proyecto Completo), plantea en el Artículo 1, los objetivos: “establecer un régimen nacional para la generación de energía eléctrica a partir de fuentes renovables sin fines comerciales para ser inyectada a la red pública de distribución”.

Para ello, González crea la figura de “Autogenerador Ecológico”. Para que éstos generadores puedan actuar legalmente la legisladora señala que “las distribuidoras eléctricas deberán adecuar sus sistemas comerciales y elaborar o revisar las normas técnicas para el acceso de generación de autogeneradores ecológicos en el plazo de noventa (90) días desde la reglamentación de la presente ley”.

Transcurrido dicho plazo, deberán atender las correspondientes solicitudes de acceso de los auto-generadores ecológicos realizando – con cargo a estos – las instalaciones de equipos de medición y adecuaciones del sistema dentro de los treinta (30) días corridos de recibida la solicitud de acceso.

Lea también: «El senador Pino Solanas se suma a la mesa de trabajo de Balance Neto mediante renovables»

“Una vez instalado el sistema de medición, la distribuidora será responsable por su operación y mantenimiento”, especifica.

En definitiva, se trata de una propuesta bajo el esquema legal de “Balance Neto”. Así lo define González: “la energía eléctrica inyectada por un autogenerador ecológico será posteriormente compensado por el consumo de energía eléctrica de ese mismo consumidor en un plazo de hasta treinta y seis (36) meses”.

Y aclara que la facturación al autogenerador ecológico se deberá llevar adelante conforme las siguientes prescripciones:

  1. a) El consumo de energía eléctrica activa será facturado como la diferencia entre la energía consumida e inyectada debiendo, en su caso, descontarse los créditos a favor del autogenerador ecológico de cantidades de energía que no hubieran sido compensados en los periodos anteriores.
  2. b) La factura deberá contener la información del eventual saldo positivo de energía activa en kilowatt – hora (kWh), y el total de créditos que expirarán en el periodo siguiente.

Lea también: «Empresarios piden a senadores ampliar debate sobre proyecto de ley de generación distribuida»

En sus fundamentos, la Senadora reconoce que “las energías solar, eólicas y otras tecnologías energéticas limpias han experimentado un elevado crecimiento durante la última década. No existe escasez de energía sino que sólo hay que utilizar las tecnologías existentes para aprovechar la energía de forma eficiente y eficaz”.