Energía Digital crece en Perú con el foco en asesorar nuevos actores renovables

Especializados en la asesoría a generadores que buscan ingresar al mercado eléctrico peruano, la empresa tiene como objetivo abrir puertas para una transición más sostenible y diversificada en el sector energético a través de la toma de decisiones informadas.


Gabriela Francovigh

Por

gabriela.francovigh@energiaestrategica.com

La expansión de las energías renovables en Perú está experimentando un auge significativo, y cada vez más empresas buscan posicionarse como un actor clave en este escenario. 

En el marco de la gran necesidad de energía que experimenta el país, potenciada por el fenómeno de El Niño, las renovables se han puesto en el centro de la escena como una solución clave para satisfacer esa demanda.

Bajo esta premisa, Energía Digital SAC consultora enfocada en brindar asesoría a generadores, ha redoblado sus apuestas en otorgar servicios especializados para facilitar la entrada y operación de actores solares y eólicos en el mercado eléctrico peruano.

En conversaciones con Energía Estratégica, Freddy Díaz, especialista con más de 15 años de experiencia en el sector y fundador de la compañía explica los grandes retos planteados por la consultora y analiza la situación eléctrica peruana.

Energía Digital se especializa en asesorar a generadores no incumbentes, es decir, a los nuevos actores que están ingresando al mercado, la mayoría de ellos enfocados en fuentes de energía renovable como la solar y la eólica. El objetivo de la consultora es ayudar a estos generadores a navegar el complejo entorno regulatorio y comercial del mercado eléctrico peruano”, afirma.

«Estimamos los ingresos de las centrales de generación a 10, 15 o 20 años y también evaluamos los costos asociados. Toda esa información sirve para que los generadores puedan hacer su evaluación económica y tomar decisiones informadas», añade. 

Además, la empresa pronostica precios de mercado, analiza la oferta y la demanda, y realiza evaluaciones del nivel de contratación de los generadores actuales para proyectar la capacidad disponible para nuevos clientes, ya sean mineros o empresas distribuidoras.

Actualmente, el mercado eléctrico peruano cuenta con dos licitaciones de largo plazo en curso, una por parte de Enel Distribución con un horizonte de 4 años y la otra por Luz del Sur, que tiene un plazo de 15 años.

En este contexto, Diaz ratifica: «Tenemos el conocimiento de cómo se regulan estas licitaciones y asesoramos a nuestros clientes para que puedan participar correctamente en estos procesos”..

Según el especialista, una de las preocupaciones que ha surgido entre los clientes de Energía Digital es la falta de potencia firme por parte de las renovables en comparación con las térmicas, lo que puede ser un obstáculo para participar en ciertas licitaciones. 

Justamente, eso es lo que se está tratando de cambiar con el proyecto de ley clave para impulsar las renovables que aún no es aprobado en el Congreso. La iniciativa busca que estas se vuelvan más competitivas a través de la separación de energía y potencia en los contratos de suministro  y el establecimiento de bloques horarios al estilo chileno.

No obstante, aun sin ley que las favorezca, Díaz destaca que, a medida que el mercado se va dinamizando, las renovables están encontrando formas de participar, como a través de la venta de energía a generadores ya existentes mediante PPAs.

Expectativas de crecimiento y desafíos

Energía Digital ha visto un aumento en la demanda de sus servicios debido al creciente interés en las energías renovables. «El interés por las renovables radica en que el precio spot del mercado libre se ha estabilizado entre 40 y 50 dólares, lo cual vuelve atractivo el mercado peruano para empresas de generación solares y eólicas», argumenta. 

Esta estabilización ha atraído a muchos actores nuevos, lo que ha llevado a la firma a experimentar un crecimiento constante año tras año.

A pesar del potencial y el interés que existe por las energías limpias, no hay dudas de que el sector enfrenta desafíos importantes. Díaz señala que las expectativas iniciales de los actores renovables de participar en licitaciones de largo plazo para potencias por encima de 200 MW no se han materializado. 

«Aunque sería ideal que las distribuidoras convoquen en masa grandes volúmenes de energía en licitaciones de largo plazo de 10 a 15 años, estas oportunidades no se han presentado, y los generadores renovables tienen que buscar alternativas como contratos bilaterales o acuerdos de compraventa de energía (PPA) más pequeños para mantenerse competitivos en el mercado”, insiste.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *