La adjudicación a Endesa supondrá una inversión de 115 millones de euros para desarrollar el primer proyecto para la compañía de estas características.

“Endesa sigue apostando por Portugal, tras el proyecto ganador del Concurso de Transición Justa en Pego, invertiremos en este proyecto innovador de producción renovable como es la solar flotante”, ha señalado el director general de Generación de Endesa, Rafael González.

Se trata de la segunda adjudicación de Endesa en Portugal en poco tiempo, tras el recientemente concurso ganado en Pego y en el que la compañía ya está trabajando.

Se trata de un proyecto que hibrida tecnologías renovables, almacenamiento e hidrógeno verde, todo ello con un alto componente social y que supondrá una inversión de 600 millones de euros.