A partir de la Resolución 105, la Secretaría de Energía comandada por Javier Iguacel actualizó el precio para el biodiesel. Dio un pequeño salto, de 27.529 pesos por tonelada que valía en octubre, ahora el valor se fijó en los 28.112 pesos por tonelada. Según la disposición, esta modificación funciona de manera retroactiva desde el 1ro de noviembre.

De igual forma, a través de la Resolución 106, se modificaron los precios para el bioetanol. El que se elabora a partir de maíz, aumentó de manera tal que conformó a los industriales. Pasó a valer de 18,318 a 19,846 pesos por litro, más de 1,5 pesos.

Por lo contrario, y para sorpresa de los cañeros, el bioetanol a partir de caña de azúcar bajó de precio y se acercó más a lo que vale el de maíz. De 21,999 pesos por litro que costaba en octubre, ahora las refinerías lo pagarán 21,274 pesos.

Energía Estratégica dialogó con algunos de sector que se mostraron disconformes con esta baja. No obstante, en el Anexo I (descargar), la Secretaría que conduce Iguacel explica en detalle el motivo de esta decisión, amparándose en que, de acuerdo a datos del INDEC, los costos de los industriales azucareros ahora han bajado.

Lea también: «La Liga Bioenergética pide a Iguacel trabajar mancomunadamente sobre el futuro de la política de biocombustibles»

Por otra parte, según comentaron a este portal fuentes de mercado, se están llevando a cabo negociaciones “muy bien encaminadas” por el nuevo plan de biocombustibles.

Durante este mes, funcionarios e industriales se reunirán para terminar de delinear la política que se llevará a cabo. “Se espera un anuncio importante antes de fin de año”, confiaron.

Actualmente se mezcla con naftas un 12 por ciento de bioetanol y un 10 por ciento de biodiesel en gasoli. Una de las posibilidades que baraja el Gobierno es que el volumen de corte para ambos biocombustibles pueda ser mayor y que esa proporción quede desregulada en el mercado.

Es decir, que permita la compra libre entre partes a precios que fije el propio mercado, por encima de los valores de corte ya establecidos por ley.