Se espera que para mitad de año, el Ministerio de Energía y Minería de la Nación reglamente la Ley N°27.424 de Generación Distribuida mediante energías renovables. El marco regulatorio habilitará a usuarios residenciales y pymes de todo el país a inyectar energía limpia a la red eléctrica.

Pero para ello, las diferentes provincias deberán adherir a esta normativa, una vez aplicada. Ante lo inminente de esta situación, algunas provincias ya están analizando la posibilidad de adhesión y, en tal caso, de qué manera lo harán. Esta es la situación de la Provincia del Chaco.

En diálogo con Energía Estratégica, Gabriel Boczar, jefe del Departamento de Energía No Convencionales de la Subsecretaría de Energía, cuenta que su área vienen manteniendo reuniones de trabajo en las que participan el Ente Regulador provincial, la distribuidora local SECHEEP, autoridades del Ministerio de Producción chaqueño y académicos para tratar este tema.

“Estamos de acuerdo en que hay que adherir a la Ley nacional; ahora, cómo lo reglamentaremos, eso es lo que nos mantiene por el momento con más inquietudes”, comenta el funcionario. Una de las controversias más grandes es cómo se conectará el usuario a la red.

El Chaco cuenta con la ventaja de tener operativo un pequeño parque solar de 200 kW, proyecto experimental que le permite a la Subsecretaría de Energía realizar evaluaciones técnicas.

Lea también: «Gobernador de Chaco se reunió con potenciales inversores de renovables»

Más allá de esto, Boczar señala que están analizando avanzar en otros emprendimientos prototípicos que permitan aceitar mejor los procesos. Para ello firmarán un convenio con la Facultad de Ciencias Exactas de la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE).

“Nos hicieron varias propuestas para analizar cuestiones de red y formarnos técnicamente: cómo es el comportamiento, cómo se da la inyección, su seguridad, tipo de equipamientos a utilizar, de qué formas conectarlos, cuáles van a ser los requisitos mínimos”, destaca el funcionario.

Consultado sobre el interés de la ciudadanía chaqueña en este tipo de conexiones, Boczar explica que no hay muchas consultas en lo que respecta al área residencial dada que “falta información” sobre las bondades de inyectar energía renovable a la red eléctrica. Otra cosa que también está faltando es incentivos. Habrá que ver los impactos de la Ley una vez aplicada.

Donde sí hay interés manifiesto es en el sector industrial y empresario, indica el jefe del Departamento de Energía No Convencionales.

“Hay empresarios que están interesados e inclusive otros que están cogenerando y que están pensando a las energías renovables como un área más de negocio a partir de sus subproductos”, subraya el funcionario y destaca que en parques industriales también fluyen consultas pero ya “para bajar costos de energía”.