Se trata de la diputada María Eugenia Mancini quién promueve la ley de “Generación distribuida de energía eléctrica basada en energías renovables”. Podrán ser utilizadas en casas, comercios e industrias.

Según fundamenta la diputada, “las energías renovables tienen por delante un rol protagónico en el futuro energético inmediato” y “son una opción real donde se generan las condiciones mínimas necesarias para que aparezcan nuevos actores”.

Y sostiene que para aprovechar el potencial existente en todo el país, es necesario incorporar la generación distribuida integrada a la red y contar con la factibilidad regulatoria para comenzar a potenciar las posibilidades que brinda un modelo de generación descentralizado.

Según la legisladora esquinence, “son varios los antecedentes legislativos en diferentes provincias de la Argentina”, como ser: Santa Fe, Mendoza, Salta y Misiones donde ya cuentan con normativa para generar estas energías renovables.

Mancini asegura, y con razón, que “la problemática energética, es sin dudas unos de los temas pendientes que tenemos no solamente en la provincia de Corrientes, sino a nivel Nacional” y que esta tiene varias aristas. “Entre ellas”, enumera la falta de generación de energías a través de recursos renovables, la desinversión y falta de compromiso de gestiones anteriores y fundamentalmente la falta de generación de conciencia social, “tarea que no resulta fácil de llevar adelante, pero que entre todos podremos hacer mucho por modificar esta situación”, asegura la diputada.

Lea también: «Investigadores analizan tecnologías para crear una macrorred de corriente continua»

La ley promovida tiene seis capítulos: Objeto y ámbito de aplicación; Requisitos técnicos de la instalación de los sistemas de generación distribuida de energía eléctrica, basados en el uso de fuentes renovables de energía; Condiciones de Contratación; Generación de la energía; Fomento Generación Distribuida y Reglamentación.

El proyecto tiene pretende establecer las condiciones administrativas, técnicas y económicas para permitir la conexión de sistemas de generación distribuida de energía eléctrica, de pequeña escala, basadas en el uso de fuentes renovables de energía a la red de distribución de energía eléctrica. La Autoridad de Aplicación será el Ministerio de Industria y la distribución estará a cargo de la Dpec.

Los usuarios que dispongan de este sistema serán llamados Prosumidores y podrán inyectar la energía a través de las respectivas interconexiones. Aunque, deberán ajustarse a las condiciones técnicas que establezca la nueva ley.

El titular de un suministro de energía eléctrica deberá suscribir un contrato de acceso con las condiciones y reglamentaciones técnicas específicas aplicables a su costo. Y la empresa distribuidora deberá firmar un contrato de compra de energía con el titular del servicio previo análisis de factibilidad. La conexión del sistema de fuentes renovables de energía, estará a cargo de la empresa distribuidora.

Los Equipamientos de Generación deberán cumplir con el Sistema Nacional de Normas de Calidad y Certificación, y demás disposiciones dictadas por normas vigentes. El prosumidor será responsable de mantener el sistema, los dispositivos usados y demás.

La energía no será gratuita. El prosumidor tendrá equipos medidores que registrarán el saldo neto entre lo generado por el sistema y consumido de la red. Estos serán provistos y facturados por la Dpec.

“La Autoridad de Aplicación establecerá el precio que se deberá abonar por la energía obtenida del sistema de generación distribuida que deberá ser acorde al precio que se abone en el mercado eléctrico mayorista…” La diputada Mancini propone que mediante el Banco de Corrientes S.A se fomente una línea especial de créditos blandos a usuarios que estén interesados en adquirir los equipos.

Por último, la legisladora propone invitar a los Municipios a adoptar en sus jurisdicciones, medidas de fomento para la generación de energía eléctrica renovable. Y también constituir una Comisión Asesora, integrada por representantes del Ejecutivo (Ministerio de Industria, Secretaría de Energía y Dpec); de la Universidad Nacional del Nordeste y de la Entidad Binacional Yacyretá, entre otros.

Fuente: Agencia hoy.