Con los termotanques solares la gente empezó a perderle miedo a la energía renovable. Se fue cayendo el mito de que no funcionan o son caros”, afirma Elbio Burguete, director de Gen Solar, empresa dedicada a la venta equipos solares térmicos y fotovoltaicos, además de asesorías en eficiencia energética.

Indica que “se van generando cada vez más condiciones para que se venda más cada año” y que ya han duplicado las ventas en este 2015. Explica que los clientes quedan conformes con la compra de equipos y se los recomiendan entre sus círculos cercanos. Precisa que no sólo han aumentado las ventas de termotanques y climatizadores de piscinas solares en las principales zonas metropolitanas, sino que está sucediendo algo parecido en el rubro fotovoltaico.

Andamos muy bien con las ventas en Capital Federal, Gran Buenos Aires, Salta, Santa Fe y Córdoba. Además, de a poco se van sumando otras provincias del país”, comenta. Actualmente Gen Solar participa del proyecto IRESUD, y ya han realizado dos instalaciones de 5 kWp en el partido de Ituzaingó.

Para Burguete el abaratamiento de las tecnologías tienen mucho que ver con este crecimiento, sobre todo las condiciones del mercado global. Además observa que hay esfuerzos políticos por generar marcos regulatorios que promuevan las energías renovables, como la nueva Ley 27.191, recientemente promulgada.

Estamos poniendo sobre la mesa objetivos que no alcanzaron a cumplirse tiempo atrás”, señala con respecto a la modificación de la vieja Ley 26.190 que no llegará a su objetivo de una matriz energética del 8 por ciento de renovables al 2016 –hoy es del 0,6 por ciento.

Como factor fundamental para el despegue de las energías renovables a escala residencial, el ingeniero indica que será necesario generar un marco regulatorio nacional de Generación Distribuida. Además, apunta a que el próximo gobierno debe sincerar las tarifas. “Es una situación que tarde o temprano acabará porque no se puede sostener”, plantea. Los subsidios a la energía eléctrica en 2014 alcanzaron los $127.984 millones, equivalentes a un 2,9 por ciento del PIB.