¿Cómo funcionan los Bonos Dólar Linked? La herramienta para financiar energías renovables en Argentina

El financiamiento de las energías limpias en el país es una problemática que afecta al avance de varios emprendimientos. Alfredo Bernardi, ex Presidente de la Cámara Eólica Argentina, planteó una alternativa a considerar en el sector.


Los contratos pendientes adjudicados durante las licitaciones públicas del Programa RenovAr y el Mercado a Término siguen siendo un tema de discusión en el sector. Hay protagonistas que plantean nuevas licitaciones, otros que prefieren no hacerlo, e incluso otros que se mantienen al margen y esperan que no se llegue a la vía legal. 

Y el financiamiento no es ajeno a dicha situación. Mientras que las empresas grandes pueden acceder a conseguir dinero en el extranjero o mediante diversas vías, las compañías de menor escala poseen mayores impedimentos. 

Alfredo Bernardi, ex Presidente de la Cámara Eólica Argentina, analizó el panorama actual, con una propuesta: planteó la posibilidad del acceso a las aseguradoras o fondos comunes de inversión que no tienen productos dolarizados, como por ejemplo los bonos dólar linked, para que los agentes de menor calibre puedan desarrollar sus proyectos. 

¿Qué son los bonos dólar linked? Son títulos de deuda nominados en dólares, pero que tanto sus amortizaciones de capital como sus pagos de renta se efectúan en pesos, teniendo en cuenta el tipo de cambio referenciado durante la emisión. Éstos pueden ser tanto nacionales como provinciales, públicos o privados. 

Si bien las empresas grandes pueden conseguir dinero por fuera, las chicas tienen la oportunidad y no lo hacen por los costos de estructuración que no se animan a asumir. Sin embargo estos proyectos pueden financiarse en el mercado de capitales. No es fácil, pero hay manera de hacerlo, de buscar una alternativa”, señaló. 

“Hay posibilidades de financiar y algunas compañías no se animaron a avanzar. Todavía hay ventanas de mecanismo para hacerlo. Pueden encontrar trabajar en proyectos de largo plazo, dentro de un proceso que se va a cobrar, que es favorable a la economía mundial”, destacó. 

En cuanto al RenovAr, y el proceso de las renovables en los últimos años en general, destacó la gestión de los dos gobiernos anteriores, de distintos signos, que decidieron que Argentina apueste por las renovables. 

“Como sector hay que entender lo que se hizo. Es una historia de apenas cinco años, donde en aquel entonces solamente habían 200 MW de renovables en Argentina y hoy tenemos 2600 MW”. 

“Hay que reconocer todo lo hecho y se construyó en el plazo mencionado, y todo lo que se pueda hacer si se decide continuar con el tema con las políticas del estado”, agregó. 

Ante la pregunta sobre la viabilidad de llegar, al menos, al 20% de generación con energías renovables sobre el consumo total para el año 2025 que se detalla en la Ley Nacional 27.191, Bernardi opinó que “si los proyectos pendientes se concretan, permitirían llegar a abordar el porcentaje, pero como está la situación actualmente, hoy lo veo difícil”.

“Sería una picardía no poder llevar a cabo los proyectos por disputas en algún lado. Creo que debe resolverse la vía más virtuosa posible. Y si buscamos soluciones, en algunos casos se pueden encontrar”. 

“El ideal es que un contrato Power Purchase Agreement que se firma con CAMMESA se construya y se logre poner en el sistema la energía licitada”, amplió.

1 Comentario

  1. clemente rebich

    GENERADOR DE ENERGÍA MAREOMOTRIZ G.E.M.1 permite aprovechar las corrientes de las mareas (flujo y reflujo) para hacer funcionar grandes turbinas que producen energía eléctrica, estructura que funciona en cualquier lugar donde la topografía de la costa del mar lo permita, canales, rías, ensenadas, golfos, etc., pudiendo operar también en accidentes topográficos más pequeños. Las grandes aspas superiores del G.E.M. trabajan con la fuerza de la corriente del flujo, y las aspas inferiores con la corriente del reflujo, así de simple.
    El G.E.M.2 flotante, usa el mismo sistema de G.E.M. 1, funciona con todas las corrientes del mar, especialmente las mareas. Así, para mantener el flujo de energía en una red nacional se colocan grandes grupos del G.E.M. 2 en un sector del mar y otros grandes grupos similares en otro sector, separados aproximadamente por 100 kilómetros, de modo que en el primer sector se encontrarían la bajamar y el segundo la pleamar, y así sucesivamente.
    G.E.M. Generador eléctrico mareomotriz – Vista al Mar _ …www.vistaalmar.es › ingenieria-innovacion › 622-gem-…
    Ingeniería e innovación- vistaalmar
    Otras opiniones técnicas apuntan a que esta energía es, sin embargo, limitada; la potencia disipada por las mareas del globo terrestre es del orden de 3 TW, de los cuales sólo un tercio se pierde en mareas litorales. Además , para efectividad de la explotación, la amplitud de marea debe ser superior a los 4 metros, y el sitio geográfico adecuado, lo que elimina prácticamente el 80% de la energía teóricamente disponible, se considera que los lugares más viables para aprovechar esta energía son unos 40, dejando aprovechables unos 350 GW/h por año. Para obtener esta cantidad de energía sería necesario quemar unos 220 millones de barriles de petróleo/año.

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Reciba las Noticias

Mantenemos tu datos en privado y sólo los compartimos con aquellas terceras partes que hacen el servicio posible. Lee nuestra política de privacidad para más información.

Edición Cuarta Edición 2020
Edición Tercera Edición 2020
Edición Segunda Edición 2020
Edición Primera Edición 2019