Celsia confirma que jugará en la nueva subasta de energías renovables de Colombia

En una entrevista para Energía Estratégica, Mauricio Meza, líder Proyectos de Generación de la compañía, comenta el estado de situación de los proyectos y brinda su opinión sobre la nueva convocatoria que lanzó el Gobierno para este semestre.


Guido Gubinelli

Por

guido.gubinelli@energiaestrategica.com

Celsia, la empresa del Grupo Argos, cuenta con dos proyectos eólicos asignados en la subasta de 2019, que suman 330 MW, a los que les fueron otorgados 767 GWh-año en la subasta del Ministerio de Minas y Energía, con contratos por 15 años a partir de enero de 2022. Ambos en La Guajira, ubicados en las localidades de Uribia y Maicao.

En una entrevista para Energía Estratégica, Mauricio Meza, líder Proyectos de Generación de la compañía, comenta el estado de situación de los proyectos y da su opinión sobre la nueva convocatoria que lanzó el Gobierno para este semestre.

¿Cómo avanzan los proyectos que han adjudicado en la subasta de renovables del 2019?

Los parques eólicos Acacia 2 (80 MW) y Camelias (250 MW) cuentan con licencia ambiental y han cumplido con el proceso de consulta previa; además, se están cumpliendo los acuerdos protocolizados con las comunidades wayúu. Actualmente, están en proceso unas modificaciones de la licencia.

Luego de que las medidas restrictivas a raíz de la pandemia del COVID-19 interfirieran con el trabajo de campo del equipo socioambiental, se retomaron las actividades para concertar proyectos con la comunidad y el desarrollo de la gestión social voluntaria de la compañía.

¿Cuándo podrían entrar en operación comercial?

Los parques eólicos se encuentran en la fase preconstructiva, que incluye los procesos de adquisición de aerogeneradores, la elaboración de pliegos para la contratación de las obras civiles, la estructuración financiera, entre otros. Adicionalmente, se ha avanzado en los diseños detallados a partir de los aerogeneradores elegidos.

De otra parte, se continúa con todo lo relacionado con las consultas previas para las líneas de conexión de los parques, cuya programación también se ha visto afectada por la pandemia, pero que, en la actualidad, tiene unas actividades en curso directamente en el territorio.

¿Han celebrado contratos de cobertura ante la exigencia de comenzar a entregar energía en enero del 2022?

Efectivamente, la compañía tiene unas coberturas y energía de respaldo, con el fin de garantizar la entrega de la energía, según las condiciones pactadas.

Respecto a la nueva subasta, ¿tienen intenciones de participar?

En Celsia hemos apoyado decididamente el propósito del Gobierno del presidente (Iván) Duque de incorporar generación basada en fuentes renovables no convencionales.

Tenemos un portafolio de proyectos eólicos y solares con los que participaremos en diversas modalidades de contratación que estén a disposición del mercado, y las subastas de contratos a largo plazo son una de ellas.

¿Qué evaluación hace de la convocatoria?

Contar con mecanismos de contratación de largo plazo es positivo para el mercado. La convocatoria de una nueva subasta es una oportunidad para ofrecer viabilidad de proyectos renovables no convencionales; sin embargo, no es la única opción.

Entre los aspectos que nos encontramos analizando está el inicio de entrega de la energía planteado para enero de 2023, lo cual representa un reto para contar con plantas en operación en un plazo de año y medio.

Si bien la subasta permite un atraso de hasta dos años adicionales, los procesos de consulta previa y licenciamiento ambiental son extensos y representan un riesgo que todo desarrollador debe valorar, así como la energía de respaldo con la que debe contar para cubrir tal atraso.

Para esta subasta, los comercializadores deben contratar mínimo el 10% de su demanda total, con el objetivo de incentivar la participación en esta, lo cual esperamos que en el futuro sea de participación voluntaria para lograr resultados eficientes y un mercado más flexible.

¿Cree que podrían adjudicarse precios más bajos que en la subasta del 2019?

Esto dependerá, en gran medida, de la cantidad de oferta y el tipo de proyectos que puedan participar, lo cual puede verse limitado por el inicio del contrato en enero de 2023 con un tiempo corto.

Las fuentes de energía renovable no convencional han alcanzado un grado de competitividad importante; no obstante, se deben gestionar aspectos como la alta demanda internacional de paneles solares, el costo de los commodities y de fletes, así como la tasa de cambio para que los agentes logremos ofertas competitivas.

¿Cree que sería útil que se pudiera avanzar rápidamente en una Ley de consultas previas?

En el marco de una relación respetuosa entre las partes, sería del mayor interés poder determinar mecanismos que optimicen los tiempos de negociación y gestión para hacer los procesos más convenientes en favor tanto del territorio como de la ejecución de los proyectos, siempre atendiendo el debido proceso.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *