CAMMESA admite que sin inversiones en transporte se complica el ingreso de renovables en Argentina

Gerardo Amico, ingeniero electromecánico de la entidad, afirmó que necesita pensar en un sistema de transporte previo a tener todas las redes saturadas y que en tres años se podría construir una línea de 500 kV, mientras que una de 132 kV suele demorar veinticuatro meses.


Desde la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico SA (CAMMESA) admitieron que se complica el ingreso de nueva capacidad renovable en Argentina si no se llevan a cabo nuevas inversiones en las redes de transmisión. 

¿Cuánto podría demorar ese proceso? Gerardo Amico, ingeniero electromecánico de CAMMESA, reconoció que “a lo mejor, en el plazo de tres años, un sistema de 500 kV puede estar construido desde el momento en el que se decide y se pone el contrato sobre la mesa”. 

“De todos modos, hubo casos de menor tiempo y otros que se estiraron bastante. Pero últimamente, por algún tipo de problema, puede que ese tiempo de tres años sea mayor. Mientras que en los sistemas de 132 kV, puede pensarse en 24 meses desde que se firma el contrato”, aseguró durante un evento en Hotel Hilton.

Ante esa situación, Gerardo Amico sostuvo que antes se podía prever y acompañar el proceso del sistema de transporte, debido a que la construcción central hidroeléctrica o térmica solía tardar de 4 a 6 años. Pero en el caso de los parques renovables, señaló que “en 15 o 20 meses ya puede iniciar la operación comercial, lo que hace que siempre le gane al transporte”. 

“En consecuencia se necesita pensar en un sistema de transporte previo a tener todas las redes completas. Proceso que dependerá tanto de los estudios de impacto ambiental, autorizaciones, la decisión de quién pagará el sistema de transporte y cómo se financiará”, manifestó. 

Hecho que desde el sector energético reclaman desde hace años, debido a todos los contratos en stand by que fueron adjudicados en el Programa RenovAr y que no es demasiada la capacidad disponible en otros drivers de crecimiento para las renovables, como el caso del MATER. 

En dicho mercado, no hay megavatios asignables en la región Comahue – Patagonia – Provincia de Buenos Aires y tampoco lo habría en la zona Centro – Cuyo – NOA, ya que en el último llamado se adjudicaron los 244 MW que habían disponibles hasta junio. Por lo que sólo restarían 215 MW en el Litoral y 216 MW en el Noreste Argentino. 

De todos modos, hace ya un mes atrás, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) aprobó una línea de crédito de US$1.140 millones a Argentina para la descarbonización del sector energético. Operación que apoyará, entre otros aspectos, un plan de acción con medidas específicas para el fortalecimiento y modernización de los sistemas de transmisión y así permitir mayor participación de las renovables. 

El ingeniero electromecánico de CAMMESA precisó que “parte de esas inversiones estarán destinadas a sistemas de 132 kV en las provincias, fuertemente relacionadas con el abastecimiento de la demanda de esas regiones”. 

Pero una vez que las obras se concreten, Amico afirmó que, “naturalmente la generación renovable podría aprovecharlas para exportar energía”. 

Y cabe recordar que ya se demostró el interés por construir parques de generación limpia en Argentina, a tal punto que se presentaron más de 14 GW en el llamado a MDI para proyectos renovables y de almacenamiento de energía del SADI que permitan reemplazar generación forzada con combustibles de alto costo. 

Exactamente fueron 491 emprendimientos de infraestructura, que suman un total de 14418 MW en múltiples zonas del país y tecnologías diversas como solar fotovoltaica, eólica, bioenergías, hidroeléctricas y hasta híbridos con almacenamiento o producción de hidrógeno. 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reciba las Noticias

Tildá los países de tu interés
Mantenemos tu datos en privado y sólo los compartimos con aquellas terceras partes que hacen el servicio posible. Lee nuestra política de privacidad para más información.

Edición Cuarta Edición 2020
Edición Tercera Edición 2020
Edición Segunda Edición 2020
Edición Primera Edición 2019