Según la Asociación Brasileña de Energía Eólica (Abeeólica), hay más de 532 MW que ya están en operación de prueba y deberían entrar en operación comercial en las próximas semanas.

La energía eólica es la segunda fuente más utilizada en Brasil para la generación de electricidad, con un 11,5% de presencia en la matriz eléctrica brasileña, solo por detrás de las centrales hidroeléctricas.

La previsión de la asociación que representa al sector es que Brasil alcance más de 33 GW de capacidad eólica instalada en 2026.

Los datos más recientes de generación de energía son de 2020 y muestran que los parques eólicos generaron, en ese año, 57 TWh de energía, lo que, en promedio mensual, sería suficiente para abastecer a 28,8 millones de hogares por mes, lo que significa una población de alrededor de 86,4 millones de personas.