La Central “Néstor Kirchner”, Atucha II, tiene capacidad para generar 745 MW de energía eléctrica. A las 6:30 de la jornada actual, entregó 350 MW, todo un récord que da cuenta de que llegando al mes de septiembre estará funcionando a pleno, tal como se calcula en la industria.

Según establecen informes oficiales la central necesita 180 kilos de uranio para generar 700 MW. Para obtener la misma cantidad de MW utilizando carbón, se necesitarían 12.000 toneladas o bien 3.200 metro cúbicos de gas natural diarios, que inevitablemente deberían importarse de otros países.

Cuando esté en condiciones de operar al máximo su turbogrupo pasará a ser la máquina de mayor potencia del Sistema Argentino de Interconexión (SADI).

 

Gen_Atucha2_2220

Fuente: Cammesa

La piedra fundamental de Atucha II se colocó en 1982. Sin embargo, desde 1994 su construcción estuvo paralizada. En 2006, bajo el gobierno de Néstor Kirchner y en el marco del Programa Nuclear Argentino, se reinició la obra civil. En 2011 finalizó la construcción y se dio inicio a las tareas para la puesta en marcha de la planta.

La Central Nuclear Néstor Kirchner tuvo gran impacto socio-económico en la zona, contratando más de 6.900 trabajadores.

A fines de 2009 se sancionó la Ley 26.566, que imprimió un fuerte empuje al sector nuclear al declarar de interés nacional todas las actividades relacionadas con el diseño, construcción y puesta en marcha de una cuarta central nuclear en el país, cuya instalación se prevé en las adyacencias de las Centrales Nucleares Presidente Perón -Atucha I- y Néstor Kirchner -Atucha