A fines de octubre del año pasado, el ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, visitaba Rosario para firmar, junto al gobernador de Santa Fe Miguel Lifschitz, la Intendenta de la ciudad Mónica Fein, y académicos de Colegios Profesionales, un Acta Acuerdo de colaboración mutua en políticas de eficiencia energética.

El convenio se comprometía a impulsar una prueba piloto de Certificación de Eficiencia Energética en 500 viviendas de la ciudad de Rosario. Para ello, la Provincia de Santa Fe, a través de su Secretaría de Estado de Energía, capacitó a profesionales en el certificado energético de inmuebles y desarrolló un programa aplicativo como herramienta para realizar la tarea.

En diálogo con Energía Estratégica, Roque Stagnitta, referente de la Dirección de Eficiencia Energética de la Secretaría de Estado de la Energía, cuenta que desde el 1ro de abril comenzaron a certificar inmuebles y que ya se está avanzando sobre 360 viviendas de un total de 430 inscriptas. Aún hay lugar para la inscripción de 70 inmuebles más (la convocatoria es gratuita y aquellos interesados en postularse -exclusivo para Rosario- deberán completar el siguiente formulario -hacer clic-.).

“Una vez que terminemos los relevamientos, realizaremos una serie de estudios en base a ellos; la idea es que en agosto ya tengamos un diagnóstico de estas 500 viviendas y de todo su proceso de certificación”, precisa el funcionario.

Lea también: «Plan de Gobierno en marcha: Argentina certifica la eficiencia energética de inmuebles»

Cabe destacar que este tipo de etiquetados, tal como hoy se ve en electrodomésticos, es muy utilizado en distintos países del mundo porque permite saber del consumo energético de una vivienda y detectar oportunidades de mejoras que se traducen, no sólo en menor consumo eléctrico, sino mayor calidad de vida de quien la habite. Casos como en España o Alemania, este indicador es un parámetro a tener en cuenta a la hora de comprar o alquilar un inmueble.

nota

Replicas dentro del país

Por otra parte, cuenta Stagnitta que la idea del Gobierno de Santa Fe es proponer a todos los Departamentos de la provincia su adhesión a este proyecto para comenzar con pruebas piloto en todos los municipios y comunas de la jurisdicción.

Para ello se trabajará en actualizaciones del programa aplicativo con el que se está operando en Rosario. “Calculamos que en julio ya estará listo un procedimiento para cualquier ciudad de la Provincia”, adelanta el experto.

Como parte de este proceso, desde el Poder Ejecutivo provincial están a punto de lanzar un proyecto de Ley de etiquetado energético en inmuebles. “La propuesta ya está casi lista, sólo falta que algunos ministerios se posicionen”. Se presume que para este mes el documento ya esté presentado en la legislatura santafecina.

Asimismo, como complemento a ello, el Gobierno de Santa Fe estará lanzando un nuevo curso de certificadores en la ciudad de Santa Fe para formar aún más profesionales en la materia.

Lea también: «Los desafíos del etiquetado energético de inmuebles en la Argentina»

Por otra parte, Stagnitta revela: “estamos recibiendo un montón de consultas de otras provincias acerca de cómo hicimos para llevar adelante este proceso; hay mucho interés de esta experiencia en la que Santa Fe está siendo protagonista”.

Por su parte, el Ministerio de Energía y Minería de la Nación, a través de la Subsecretaría de Ahorro y Eficiencia Energética, está trabajando para que esta medida se replique en otros puntos del país.

“Para ello estamos trabajando en la norma IRAM, que va a ser una norma nacional de etiquetado, donde el procedimiento que estamos realizando en Santa Fe va a quedar como antecedente, de base para esta norma”, precisa Stagnitta.