¿Qué potencia lograron cerrar por contrato para la venta de aerogeneradores en Argentina?  

Llevamos más de 1.000 MW que consisten en 18 parques eólicos, ubicados en 6 provincias.

¿Cumplieron la expectativa? 

Esperamos seguir así y abastecer de pedidos a la planta que acabamos de inaugurar. En detalle, prevemos que esta planta tendrá unos 500 MW por año.

¿En qué fase de la etapa se encuentra la planta? 

Se ha elegido una planta preexistente, la cual estamos modificando y preparando para permitir la fabricación de aerogeneradores que serán entregados a partir de 2019.

¿Qué partes se van a ensamblar? 

Se van a hacer ensamblajes de nacelle y buje o hub, integrando partes de componentes que son importados que aún no se fabrican en Argentina. Otros se van a suministrar localmente a través de la cadena de valor local.

¿Por qué eligieron Campana como punto logístico?

Tuvimos unas tres o cuatro opciones sobre las que avanzamos en paralelo. Luego, gran parte de la decisión tuvo que ver con que Newsan –que es una empresa muy potente en Argentina y es el partner que tendríamos en Campana– nos permitió llegar ahí a un acuerdo más favorable que en las otras ubicaciones.

Campana cumple con criterios fundamentales como la ubicación y la parte logística por estar cercana a un puerto, se encuentra en una zona socioeconómica estable (podemos encontrar buenos proveedores y recursos humanos). Si bien podría convenir más el Sur, esta también es una zona en la que es posible el desarrollo de la eólica.

¿Cuál fue el monto de inversión que significó la planta? 

El capital asociado a la inversión es de 15 millones de euros.

¿Cuánto personal trabaja en la planta?

De manera directa serán unas 60 personas. Pero sumado a otras que prestarán servicios de manera indirecta llegaríamos a 300.

¿Bajo qué condiciones se desarrollará la Ronda 3 del Programa RenovAr? Considerando un contexto financiero no tan favorable y los cambios de autoridades…

Con respecto al cambio de ministros nuestra expectativa es que las políticas se mantengan más allá de las personas en el cargo porque son leyes y es parte de la regulación local. Entendemos también que no va a haber cambios en la regulación.

Lea también: «Contratos en marcha: Vestas inauguró oficinas en Argentina tras cerrar ventas por 1 GW»

¿Y en relación a la subasta?

En lo que respecta específicamente a RenovAr 3 y en general al desarrollo de las renovables, la preocupación está más asociada al plan de expansión de red eléctrica, el principal limitante de cara al futuro.

En la medida que los proyectos no puedan empezar su construcción, las zonas que puedan adjudicarse serán quizás con menos recurso renovable y con una logística complicada, por tanto eso podría tener un impacto en la oferta de nuevos proyectos.

Todo aquello sumado a un contexto financiero más complejo que el anterior, la primera impresión es que serán precios ascendentes comparados a las últimas rondas. Pero sin duda hay que trabajar sobre la expansión de redes porque esta no es una discusión de precios sino sobre capacidad a adjudicar, ese es el punto más importante para esta convocatoria de RenovAr y para la próxima.

¿Qué novedades hay sobre la elaboración de un convenio colectivo del sector? 

Efectivamente es una discusión de la Cámara Eólica. Se está avanzando. Hay una “Comisión Laboral” que lo está trabajando y avanzando en dicha discusión. Esperamos que lo antes posible podamos tener la posibilidad de cerrar un acuerdo con Luz y Fuerza a nivel nacional.

¿En qué consistiría el acuerdo?

Con Luz y Fuerza se avanzaría sobre la operación y mantenimiento de los parques eólicos.  En la mesa de dialogo también se mencionó la posibilidad de una discusión a nivel de construcción con UOCRA, consultada por el mismo presidente. En este otro sentido nuestra expectativa es la misma y esperamos que se puedan definir pautas para la construcción con UOCRA a nivel nacional.

De momento, nuestra impresión como Cámara y desde Vestas también es que está muy regionalizada la discusión aún con UOCRA y nos encantaría pero hoy no están dadas las condiciones.

El hecho de que la UOCRA no esté unificada a nivel nacional complica la elaboración del convenio…

Efectivamente. Para el sector lo ideal sería tener pautas claras para construcción y operación de parques eólicos que nos permitan tener un marco laboral y también económico previsible sobre el cual trabajar.

Respecto a la discusión por el canon eólico en la Provincia de Buenos Aires con el Colegio de Ingenieros ¿hubo alguna novedad?

Nuestra voluntad sigue siendo llegar a un acuerdo. No tengo en este momento los últimos detalles pero estamos trabajando para encontrar una solución.