Durante esta tarde-noche, el Gobierno de Colombia estará dando los resultados de la subasta a largo plazo de energías renovables. Allí compiten 23 comercializadores y más de 20 generadores con alrededor de 50 proyectos, en su gran mayoría eólicos y solares.

En una entrevista para Energía Estratégica, Alejandro Lucio Chaustre, Director de Óptima Consultores, opina sobre el proceso y adelanta cuáles son los planes del Gobierno en esta metería durante el año que viene.

¿Cree que la subasta será exitosa?

Yo creo que la subasta va a salir bien.

La expectativas de todos es que la subasta refleje qué tan competitivas son las renovables a contratos a 15 años y en pesos. Es decir, si las renovables están en capacidad de ser más competitivas que los contratos que hay en el mercado actualmente.

Yo creo que va a haber varias adjudicaciones.

¿Podrán quedar seleccionados jugadores que no sean incumbentes?

Yo creería que sí.

Hay incumbentes como Enel y AES que seguramente van a ser adjudicados; pero también hay otros jugadores, grandes players, que también van a lograrlo, como: EDP, EDF, Canadian Solar, Trina Solar, entre otros.

También creo que la subasta favorece más a los eólicos que a los solares por el tamaño de los proyectos eólicos (varios arriba de 200 o 300 MW). Dependerá los precios que oferten los proyectos eólicos para ver qué tanto espacio le dejan a los proyectos solares.

A propósito de ello, ¿cuál es la demanda objetivo que espera que se fije?

Creo que la demanda va a estar del orden de ofertas de 2 a 2,5 TWh/año. Y creo que la oferta (generadores) va a estar en el orden de los 3,5 o 4 TWh/año.

¿Cuánto sería en potencia?

Como lo que se va a seleccionar es energía, va a depender mucho de la magnitud de los proyectos y la tecnología para calcular eso. Es decir, si dentro del mix muchos son eólicos, será una potencia distinta a si son solares. No obstante, para darte un número, yo creo que estaremos en el orden de entre los 1.300 y 1.500 MW.

Lea también: «Ser Colombia espera que mañana se adjudiquen 1.500 MW de renovables y se entusiasman con nuevos mecanismos de contratación»

¿Considera que el Gobierno terminará aplicando la adjudicación automática de ofertas?

Dependerá de cuánto quiera adjudicar el Gobierno. Pero creo que si la demanda es de 2 a 2,5 TWh/año, no habrá necesidad de adjudicaciones automáticas.

¿Cómo continuará el mercado luego de la subasta?

Se puede adelantar que la CREG tiene en estudio dos esquemas de subastas desde entidades privadas de manera transparente. Serán mecanismos habilitados para que se celebren contratos que puedan trasladarse a la tarifa (de usuarios regulados).

Hay dos propuestas que se están estudiando. Una de la Bolsa Mercantil, que nosotros hemos ido acompaño desde la consultora. Y otro de Derivex, que es el mecanismo de futuros financieros.

¿En qué difiere uno de otro?

El de Derivex se hará a través de un comisionista de valores con cámara de riesgo central de contraparte. Son contratos estandarizados de futuros financieros, mecanismo de negociación de valores. Acá, además de los agentes del mercado, puede participar cualquier persona a través de un comisionista de valores.

El mecanismo de la Bolsa Mercantil, es de negociación de contratos de suministro de energía eléctrica, con plazos que van de un año a 15 o 20 años y con diferentes diseños.

Es un mecanismo de subastas periódicas; en cambio el otro es de mercado continuo, una plataforma transaccional de mercado continuo.

¿Y cuál es el mejor mecanismo?

Son mecanismos complementarios, no es que competirá uno con el otro.

¿Ese será el futuro del mercado de las energías renovables en Colombia?

Yo creo que sí.

De hecho para todos los agentes que queden adjudicados en esta subasta, como se trata de contratos financieros, éstos van a tener que asumir el riesgo horario de los contratos que celebren. Entonces tanto el mecanismo de la Bolsa Mercantil como el de Derivex se podrán utilizar para gestionar ese riesgo.

¿Estos esquemas podrían funcionar a partir del año que viene?

Sí, es lo que esperamos.