Alertan un repunte en los sistemas de almacenamiento en el sector residencial por apagones 

De acuerdo a especialistas de BayWa r.e, crece el interés por instalar baterías en los hogares ya que las aplicaciones en tarifas de media tensión horaria se vuelven cada vez más rentables.


Gabriela Francovigh

Por

gabriela.francovigh@energiaestrategica.com

En el marco del Foro: Estatus de la industria fotovoltaica y el incremento en la demanda de energía eléctrica en México, elaborado por BayWa R.e, panelistas invitados, discutieron como los apagones y la saturación de la red se convierten en una oportunidad para la generación distribuida y los sistemas de almacenamiento.

En efecto, David Aguirre storage specialist en BayWa r.e, explica que la industria ha crecido a pasos agigantados tanto en México como en otros países del mundo.

“Desde finales del 2022 los sistemas de almacenamiento estaban empezando a cobrar interés pero empezaron a detonar este año en México. Los apagones e incremento de demanda hacen sufrir a los usuarios lo cual se vuelve una oportunidad para los instaladores de proyectos”, explica.

A su vez, destacó que hubo dos huracanes seguidos en Puerto Rico que afectaron el suministro de luz de la población lo cual hizo pensar a los usuarios finales en estas tecnologías.

De esta forma, señaló que a nivel comercial, en industrias como hospitales, tiendas y autoservicios los apagones afectan mucho la facturación. Ante estas situaciones, los clientes que ya tienen tecnologías solares pueden integrarse a los sistemas híbridos y de almacenamiento con éxito.

“Teniendo en cuenta que las saturaciones en la red a veces provocan variaciones que afectan los equipos eléctricos de las baterías, es conveniente instalar sistemas de almacenamientos que se puedan conectar y desconectar según los valores eléctricos que presenta la red”, aseguró.

Y alertó: “Muchos clientes están optando por aplicaciones aisladas tras los apagones. Las aplicaciones en tarifas de media tensión horaria se vuelven cada vez más rentables”.

Por otro lado, destacó que países con industrias fotovoltaicas muy avanzadas como Estados Unidos también están teniendo un crecimiento muy grande en la demanda eléctrica.

Amortización de las baterías

En tanto a la vida útil de estos sistemas, Aguirre reveló: “Si descargamos diariamente la batería, ésta rendirá cada vez menos con los años. Al año 15 no almacenaremos lo mismo que en los primeros dos años y su capacidad será del 60%, 50%”.

“Ese es el momento óptimo para hacer un cambio de tecnología. Hoy en día todos hablamos del litio pero a futuro no sabemos qué otra tecnología puede ser competitiva”, agregó.

En relación al precio del kW en el almacenamiento con litio, el experto detalló: “A nivel nacional vamos a estar encontrando precios en el mercado de distribución para compra de instaladores entre 300 y 550 dólares por kW hora. Solamente hablando en almacenamiento, a eso le tendríamos que sumar electrónica”. 

“No obstante, creemos que en el siguiente tiempo, en los próximos dos o tres años, un sistema de almacenamiento se va a volver mucho más rentable de lo que ya es hoy entonces ese será el incentivo”, añadió.

Recomendaciones para detonar aún más la industria

Para Aguirre es muy importante profesionalizar el sector porque el riesgo en las instalaciones de sistemas de almacenamiento suele ser más alto que en otras soluciones.

“Queremos promover estas tecnologías de manera segura. Hay muchas áreas de oportunidad como aplicaciones de back off, respaldos y aplicaciones de calidad de energía. Es muy importante que el sector entienda que productos son más óptimos para instalar en cada mercado respetando los estándares de calidad y confiabilidad”, concluyó. 

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *